20 may. 2024

¿Puede el conflicto entre Israel y Hamás desembocar en una guerra regional?

Una intervención de la milicia chiita libanesa Hezbolá y la incertidumbre sobre el papel de Irán son los principales factores que podrían hacer que el conflicto, ya sin precedentes, entre Israel y Hamás desemboque en una guerra regional más amplia, según analistas.

PALESTININAGAZA-ISRAEL-CONFLICTO

Esta fotografía fue tomada este miércoles y muestra una vista aérea de los edificios destruidos por los ataques aéreos israelíes en el campo de Jabalia para refugiados palestinos en la ciudad de Gaza.

Foto: AFP

Por ahora, no hay indicios de una ofensiva inminente de Hezbolá contra Israel, pese a las crecientes tensiones fronterizas, mientras que Irán, al menos oficialmente, insiste en que no está implicado en el ataque del sábado de Hamás contra Israel.

Los países árabes vecinos desean, por su parte, mejorar las relaciones con Israel y ven la oportunidad de desempeñar un papel de mediador. Pero la inmensa volatilidad de la situación plantea riesgos de cara al futuro.

Miles de personas murieron ya en ambos bandos después de que Hamás lanzara el sábado una ofensiva sorpresa contra objetivos civiles y militares israelíes e Israel respondiera con devastadores bombardeos en la densamente poblada Franja de Gaza.

Sin embargo, mientras contempla una ofensiva terrestre en Gaza, Israel teme la posibilidad de un segundo frente en la frontera septentrional contra Hezbolá, que en 2006 ya libró una guerra contra las fuerzas israelíes.

Símbolo de la tensión de los últimos días, Israel bombardeó este miércoles el sur de Líbano tras el lanzamiento de cohetes desde la zona fronteriza reivindicada por Hezbolá, según los medios de comunicación estatales libaneses.

“Nos preocupa mucho que Hezbolá tome la decisión equivocada y opte por abrir un segundo frente en este conflicto”, declaró a los periodistas en Washington un alto funcionario de defensa estadounidense, que pidió el anonimato.

Puede interesarle: Los hospitales no dan abasto en Gaza machacada por las bombas

Pero hasta ahora no hay señales de que Hezbolá, que según los analistas cuenta con una fuerza de combate más importante que su aliado palestino Hamás, lance una ofensiva propia.

No se descarta un segundo frente en el norte de Israel, pero “a Líbano no le interesa una conflagración cuando atraviesa una grave crisis política y económica”, apunta Hasni Abidi, director del Centro de Estudios e Investigación sobre el Mundo Árabe y el Mediterráneo, con sede en Ginebra.

“Sí, existe un riesgo de desbordamiento, pero incluso Hezbolá tiene una reacción contenida y calibrada”, agrega.

Para Agnès Levallois, vicepresidenta del Instituto de Investigación y de Estudios Mediterráneo Oriente Medio (iReMMO), con sede en París, la actividad de Hezbolá en el sur de Líbano es una forma de señalar el riesgo potencial.

“Pero no creo que les interese que esto vaya a más”, matiza.

A diferencia de décadas pasadas, los principales vecinos árabes y potencias regionales como Egipto y Arabia Saudita parecen más dispuestos a tratar de calmar las tensiones y aumentar así su prestigio internacional con un papel de mediador.

El príncipe heredero saudita, Mohamed bin Salmán, dijo en una conversación telefónica con el presidente palestino, Mahmud Abas, que estaba trabajando para evitar una “expansión del conflicto”.

Puede leer: Paraguayo-israelí se alista para combate tras ataque de Hamás

El riesgo también podría venir de Cisjordania ocupada, que está dirigida por la Autoridad Palestina de Abas, pero donde los grupos de milicianos siguen presentes.

Steven Cook, investigador principal del centro de reflexión estadounidense Consejo de Relaciones Exteriores, estima que es “improbable” que se produzca un “conflicto interestatal” entre un ejército árabe e Israel.

Pero agrega que existe un “peligro real” de una escalada entre Hezbolá e Israel. “Es algo ante lo que todo el mundo debería estar en alerta máxima”, estima.

Pero posiblemente el mayor riesgo provenga de Irán, que siempre se ha negado a reconocer a Israel y lo considera su archienemigo regional. Teherán lleva tiempo apoyando financiera y militarmente a Hamás.

Su líder supremo, el ayatolá Alí Jamenei, negó no obstante el martes los “rumores” de que Irán estuviera implicado en el ataque de Hamás, aunque instó a “todo el mundo islámico” a apoyar a los palestinos.

Su intervención fue inusualmente rápida y explícita, máxime cuando suele esperar muchos días antes de comentar estas cuestiones.

También puede leer: Israel mata a dos altos cargos de Hamás en bombardeos aéreos contra la Franja de Gaza

El presidente francés, Emmanuel Macron, dijo el martes que consideraba “probable” que Hamás hubiera recibido “ayuda” exterior en su ataque contra Israel, pero matizó que no había “rastro formal” de una “implicación directa” de Teherán.

Por su parte, Israel nunca ha descartado una acción militar contra el programa nuclear iraní y, según los observadores, ha estado detrás de varias operaciones dentro de Irán en los últimos años.

“La cooperación de Irán con Hamás no es nueva, pero no veo que Teherán se arriesgue a una conflagración regional”, afirma Levallois.

Para Denis Bauchard, asesor del Instituto Francés de Relaciones Internacionales (IFRI), la cuestión clave es quién es el principal enemigo de Israel en este conflicto: "¿Es solo Hamás o es Irán?”.

“Existe sobre todo el riesgo de una conflagración si Israel considera —con o sin razón— que Irán alentó esta operación”, subraya.

Fuente: AFP.

Más contenido de esta sección
La inédita tensión diplomática entre Argentina y España a partir de las declaraciones del presidente argentino, Javier Milei, en Madrid, pone a prueba las históricas y trascendentales relaciones bilaterales, con fuerte peso económico y social.
El estreno del documentalLula” del cineasta estadounidense Oliver Stone en el Festival de Cannes en Francia este domingo se convirtió en un acto de adhesión al presidente brasileño, con aplausos y vivas en la sala.
Las graves inundaciones en el sur de Brasil impactaron a cerca de 400.000 estudiantes –el 51% del total– y alteraron el funcionamiento de casi la mitad de las escuelas de Rio Grande do Sul, el estado más afectado por la tragedia climática, informó este domingo Defensa Civil.
El presidente de Argentina, Javier Milei, dijo este domingo ante los asistentes al evento organizado en Madrid por la formación española de ultraderecha Vox, que “abrir la puerta al socialismo es invitar a la muerte” y que “la justicia social siempre es injusta”.
El fundador de WikiLeaks, Julian Assange, afronta este lunes una audiencia decisiva en su proceso de extradición a Estados Unidos, en la que el Tribunal Superior de Londres sopesará si autoriza su entrega o, en cambio, le permite seguir recurriendo en el Reino Unido.
El comisario general de la Agencia de la ONU para los Refugiados Palestinos (UNRWA), Philippe Lazzarini, aseguró este domingo durante una visita a la capital jordana, Amán, que los habitantes de la Franja de Gaza no tienen otro remedio más que regresar a zonas destruidas y sin infraestructura.