Sucesos

Protegido de OGD cae como el líder de una megabanda del microtráfico

El Ministerio Público y la Senad desmantelaron la más grande red de distribución de cocaína en Central. Como “pichones de políticos”. calificó el ministro Arnado Giuzzio a los detenidos.

La narcopolítica nuevamente salta al tapete con el megaoperativo Juego Sucio, que desbarató la más grande red de tráfico de cocaína en Central y se logró detener a José Antonio Balboa, supuesto líder del esquema y de estrecho vínculo con el ex senador Óscar González Daher.

En el procedimiento realizado por los agentes de la Senad y diez fiscales de Lucha contra el Narcotráfico en 14 allanamientos, lograron detener ayer a 16 (de las 17) personas que tenían orden de captura, las cuales estarían involucradas en el esquema.

José Balboa, considerado como la cabeza de la red, en las elecciones generales del 2018 se mostró como escolta de Óscar González Daher. Actualmente es precandidato a la concejalía de Luque. Además, es ex funcionario de la Justicia Electoral y de la Municipalidad de Luque.

En la Comuna luqueña fue comisionado por el intendente Carlos Echeverría (ANR) como director de Seguridad y Tránsito a partir de enero del 2018.

Según confirmó el ministro de la Senad, Arnaldo Giuzzio, los detenidos, entre ellos Balboa, son “pichones de políticos que fueron desbaratados de sus ilícitas empresas”.

Otro punto que deja en evidencia sus vínculos con el ex senador es que los presuntos líderes de esta banda de tráfico son barras bravas del Sportivo Luqueño, cuyos dirigentes eran fieles seguidores del clan González Daher.

Según las investigaciones, José Antonio Balboa Benítez formaba parte de los Chancholigan’s, pero luego fue expulsado y empezó a operar con la agrupación La Barra de Luque (LBDL), del que actualmente es líder.

Fue visto en los actos en que participaba el ex senador y protagonizó varios incidentes tratando de defenderlo, como en las elecciones del 22 de abril del 2018, en el que golpearon a periodistas.

De acuerdo con Giuzzio, las barras bravas se presentaron originalmente como una fachada importante, “pero vieron como opción de financiamiento de ingresos ilícitos la posibilidad de vender droga. También probablemente hicieron un capital importante que les permitió la posibilidad de incorporarse en la política”, señaló.

Giuzzio advirtió que por el momento nombre de algún político no se puede mencionar, pero confirmó que por lo general estas bandas tienen soporte de políticos y de las fuerzas públicas.

El inicio de esta investigación por parte del Ministerio Público contra Balboa y las otras 16 personas coincide con la actual caída del clan González Daher, integrado por los hermanos Óscar y Ramón González Daher, este último ex dirigente deportivo.

DISTRIBUCIÓN. De acuerdo con las autoridades, esta sería una de las mayores redes de distribución de cocaína en el Departamento Central, ya que repartían alrededor de 300 mil dosis mensuales. Según confirmó el fiscal Ysaac Ferreira, el esquema delictual generaba al menos G. 1.500 millones de ganancias al mes.

La banda contaba con la participación de una abogada, María Marta Rodríguez, quien llamativamente brindaba asistencia jurídica a los miembros de la organización que eran procesados. Ella es pareja de Balboa y ambos lideraban la red de distribución.

Otro de los detenidos es Jorge Maldonado, quien es funcionario técnico de la Dirección Nacional de Aeronáutica Civil (Dinac).

De acuerdo con Ferreira, las sustancias eran vendidas para personas con poder adquisitivo, en Luque y casi todo el Departamento Central.


Caída de OGD
El pasado 18 de junio, el juez Humberto Otazú resolvió que Óscar González Daher enfrente juicio oral y público por presunto enriquecimiento ilícito, lavado de dinero y declaración falsa.
Al mismo tiempo, enfrenta otro proceso por tráfico de influencias en el caso de audios cuando estaba al frente del Jurado de Enjuiciamiento de Magistrados (JEM).
En diciembre del 2019 EEUU declaró persona corrupta a OGD y le prohibió de por vida su entrada a territorio norteamericano.

Dejá tu comentario