Mundo

Ollas populares y marcha en Argentina en rechazo de ajustes

 

AFP

BUENOS AIRES - ARGENTINA

¡Basta de ajuste a los pobres!, fue la consigna de una multitud que marchó en Buenos Aires para rechazar un plan de austeridad que impulsa el Gobierno de Mauricio Macri a cambio de obtener más auxilio del FMI para estabilizar su frágil economía.

Varias columnas de manifestantes confluyeron este miércoles en la céntrica avenida 9 de Julio en una protesta multitudinaria y pacífica que incluyó decenas de ollas populares a metros del Obelisco. Con sus zapatillas rotas y embarradas, Jorge Abona es un docente de 28 años que enseña en un bachillerato de adultos de Ezeiza, periferia de Buenos Aires, donde falta de todo, describe. “Queremos decirle a este Gobierno que frene el plan de ajuste”, afirma Jorge que además colabora en un comedor del Frente Popular Darío Santillán, uno de los varios movimientos sociales que sostienen comedores, guarderías y cooperativas en barrios empobrecidos. En voz baja, pero con firmeza, Jorge reclama: “Cada vez se acercan más personas que están sin trabajo a buscar un plato de comida porque no llegan con el alimento para sus chicos. Ayudamos, pero el que tiene que dar respuestas es el Estado”. El Gobierno de Macri negocia contrarreloj los términos de un severo ajuste para bajar su déficit fiscal del 3,9% en 2017 a cero en 2019. Eso es lo que prometió lograr ante el Fondo Monetario Internacional (FMI) a cambio de que acepte adelantar 35.000 millones de dólares del crédito por 50.000 a 3 años que firmó en junio.

MISIÓN DEL FMI. Un equipo del FMI se encuentra en Buenos Aires para seguir el diálogo con las autoridades argentinas para reformular el crédito recibido para estabilizar su maltrecha economía, informó ayer la entidad. “El equipo del FMI liderado por el señor Roberto Cardarelli se encuentra actualmente en Buenos Aires para continuar las conversaciones con las autoridades argentinas para trabajar en torno al fortalecimiento del programa respaldado por el FMI”, dijo. En el marco de una estampida cambiaria que lastró el valor de la moneda argentina frente al dólar, el Gobierno pidió ayuda al FMI, que en junio le otorgó un préstamo por 50.000 millones de dólares.

Dejá tu comentario