Sucesos

Ministra no quiere ser escrachada

 

La ministra de la Mujer, Nilda Romero Santacruz, cuenta ahora con un amparo para evitar que sea escrachada. La semana antepasada un grupo de mujeres víctimas se hicieron presente frente a la residencia de la secretaria de Estado para reclamar la falta de políticas efectivas contra la violencia de género.

La resolución firmada por la jueza de Paz Elvira Franco González prohíbe el acercamiento de escrachadoras a 500 metros de su domicilio, lugar de trabajo o cualquier lugar donde esté Romero. Además, prohíbe que sea molestada, insultada, amenazada a través de redes sociales, llamadas, mensajes o cualquier medio. También se prohíbe hacer mención a miembros de su familia.

Dejá tu comentario