Economía

Metrobús: Procurador responsabiliza a la Comuna por atrasos

 

El Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones (MOPC), a través de la Procuraduría General de la República (PGR), se ratificó en el rechazo a reclamos efectuados ante una instancia arbitral de las Naciones Unidas, por parte de la empresa portuguesa Mota Engil, que abandonó la construcción del polémico proyecto Metrobús. En el mismo documento expresa que la denegación del acceso a las avenidas asuncenas es una cuestión netamente municipal.

De acuerdo con unos documentos a los cuales accedió ÚH, el ministerio respondió a la demanda de Mota ante la Comisión de las Naciones Unidas para el Derecho Mercantil Internacional aprobado en 2013 (Cnudmi), el pasado 23 de diciembre.

De hecho, la PGR ya había rechazado, a través de un dictamen, varios reclamos de la citada firma a los cuales calificó de extemporáneas, como también que no correspondía el pago de USD 18 millones.

En cuanto a la nueva instancia, el MOPC dice que “rechaza las reclamaciones de la demandante por considerarlas insuficientes y porque carecen de méritos, entre otros motivos”.

Menciona que el Ministerio ha presentado detalladamente las respuestas a los puntos reclamados por Mota Engil además de antecedentes adicionales para brindar contexto a la controversia.

“El MOPC refuta la presentación de la demandante con respecto al monto que origina la controversia, establece una serie de contrademandas, y se reserva el derecho de presentar contrademandas adicionales y objeciones sobre jurisdicción en relación a escritos posteriores una vez que se haya constituido el Tribunal”, agrega.

PERMISOS. Uno de los reclamos de la demandante apunta a que a pesar de las gestiones realizadas por el MOPC, ante la Municipalidad de Asunción, el inicio de la ejecución de las obras del Metrobús, en el tramo 2, no ha sido posible debido a que dicha Municipalidad no ha otorgado aún los permisos de construcción necesarios y no se tiene acceso a los lugares de las obras”.

En este caso, el MOPC rechaza que no le haya permitido el acceso al lugar de las obras y el hecho de no haber obtenido los permisos necesarios.

Agrega: “Las municipalidades son entidades jurídicas autónomas, descentralizadas y diferentes al Gobierno de Paraguay, como las partes ya han reconocido. Esta diferencia de personalidad jurídica se encuentra prevista de forma clara y expresa en la Constitución Nacional y en el ordenamiento jurídico nacional por lo que Mota Engil no pudo haber desconocido esta circunstancia”, dice el documento.

Insiste en que la demandante no “ha podido establecer una relación entre la falta de los permisos y el acceso y el MOPC”. Además, subraya que la notificación de la empresa “tampoco contiene detalles de los permisos municipales y el acceso, que supuestamente, se denegaron”.

SIN RETORNO. Por otra parte, ayer intentamos hablar con el titular del PGR, Sergio Coscia, a fin de que explique la formalidad de este proceso arbitral del caso Metrobús, sus implicancias y alcance que tiene para el país en la controversia que se mantiene con Mota Engil.

Vía mensajes, quedó en llamar, pero pese a la insistencia no hubo retorno.

Dejá tu comentario