Economía

Mercado clama por créditos baratos al menos hasta el 2021

 

Los agentes del mercado consideran que el BCP extenderá al menos hasta el 2021 su actual postura de propiciar el abaratamiento de créditos en el sistema financiero local, en un escenario donde no se prevé una recuperación plena del consumo y la inversión en ese periodo.

Se trata de una consecuencia del golpe que significó el estallido del Covid-19 en el país y el freno que se debió aplicar al dinamismo económico para contener la expansión de la enfermedad.

Los representantes de bancos, financieras, calificadoras de riesgo, casas de bolsa, empresas consultoras, analistas independientes, organizaciones económicas y universidades –abordados en la encuesta de Expectativas de Variables Económicas (EVE) de mayo de 2020– esperan que la tasa de política monetaria se mantenga, hasta el año que viene, en el históricamente bajo nivel actual de 1,25%. Esta estimación se pronuncia en coincidencia con las expectativas de inflación por debajo de la meta de 4% que también se extienden hasta el cierre del 2021 (ver infografía).

Canasta Básica. De esta manera, los precios de la canasta básica seguirán reflejando los efectos de la caída de demanda de productos y servicios para el consumo y la inversión, provenientes de la merma económica que generó el Covid-19.

No obstante, se prevé que el Índice de Precios al Consumidor (IPC) abandone la senda de la deflación, que en abril de 2020 exhibió una variación mensual de -0,2%.

Miguel Mora, economista jefe del BCP, explicó que en estos pronósticos intervienen también elementos de expectativas sobre la actividad económica.

“Actualmente, las demandas tanto internas como externas se ubican por debajo de su potencial; por ende, no observamos presiones por el lado de la demanda actualmente, y tampoco se prevé que en el corto plazo esto pueda revertirse. El canal de la expectativa también juega un papel muy importante y, en este sentido, vimos que la mayoría de los agentes ajustaron sus expectativas sobre la actividad económica a la baja, por lo que las expectativas más bien presionan a la baja a la inflación”, sostuvo.

PIB. En el informe EVE se detalla también que los encuestados corrigieron a -1,8% sus proyecciones de variación del PIB para el 2020, desde el 1,5% que manifestaron en abril pasado y el 4% en que se encontraba antes del estallido de la emergencia sanitaria; sin embargo, aún con estos recortes, la estimación no llega al -2,5% que maneja el BCP.

En cuanto al 2021, todavía consideran que el crecimiento será de 3,5%. Desde marzo de 2020, cuando se empezaron a anunciar las medidas con las que el Gobierno intentaría contrarrestar los efectos de la situación de emergencia, el BCP redujo en 275 puntos básicos su tasa de interés de referencia, con miras a estimular los créditos..


Teoría económica a prueba con la pandemia
Cuando el BCP reduce su tasa de referencia, pretende tornar menos atractivas a sus opciones de inversión, a fin de que los bancos opten por destinar mayores recursos al público a través de créditos más baratos.
Este año, el éxito de esta acción dependerá también de cómo se siga manejando la percepción de riesgo, ante la incertidumbre sobre el nivel y el ritmo de recuperación que podrán tener las empresas y las familias, en cumplimiento de la “cuarentena inteligente”.
A mayor riesgo, mayor tasa de interés para cubrir los eventuales retrasos en la devolución de los préstamos.
Entre otros indicadores que influyen en los negocios en el país, los agentes económicos elevaron sus proyecciones de cotización del dólar para este mes, el siguiente, el cierre del 2020 y del 2021, con lo cual este indicador oscilaría entre los G. 6.500 y los G. 6.600, en el mencionado periodo (ver infografía).

Se espera que el Banco Central del Paraguay mantenga el actual bajo nivel de tasas de interés, en medio de perspectivas que no prevén un rápido repunte del consumo y la inversión.

Dejá tu comentario