Sociales

Maltese-Twijnstra Una década de puro amor

 

Una amiga fungió de cupido entre Paola Maltese Mongelós y Tjeerd Jan Twijnstra. Antes de entablar una relación, la conductora y el empresario fueron amigos por varios años. “Antes de conocernos yo nunca lo había visto, pero él sí a mí”, relata entre risas Maltese y continúa diciendo: “Hasta que coincidimos un día en la casa de una amiga y no podíamos dejar de mirarnos”.

Después de ese día donde cruzaron miradas, empezaron a intercambiar mensajes o email pero solo por temas laborales al principio, con el correr del tiempo se volvieron amigos a distancia ya que Tjeerd residía en el exterior. “Él siempre estaba ahí, pero yo jamás pensé siquiera en conocerle en persona”, recuerda Paola, con un tono pícaro.

Luego se volvieron novios y un viernes 30 de abril del 2010 intercambiaron alianzas ante el altar de la iglesia Santísima Trinidad. En esa noche, la novia ingresó a la explanada a bordo de un vehículo descapotable rojo. Para la ocasión la conductora lució un vestido escote V y en la falda con capas, confeccionado por Roquelina Villagra. En la cabeza llevó un delicado tocado hecho por Dolly Ruffinelli.

Luego de la ceremonia religiosa la pareja ofreció una fiesta en el Centro de Convenciones de la Conmebol. Allí Paola se cambió de vestido y lució una creación de Javier Saiach.

Actualmente, Paola y Tjeerd tienen dos hijas, Saskia, de 9, y Rinske, de 7 años.

Dejá tu comentario