Política

El Senado vuelve a la carga con blindaje parlamentario

 

Tras cuatro horas de discusión, los senadores aprobaron la polémica reglamentación de la pérdida de investidura parlamentaria.

No corrió aumentar la cantidad de votos a una mayoría absoluta de 30 ni que estén los 45 senadores ni 80 diputados para la definición de la expulsión o absolución.

Sin embargo, se establecieron algunos requisitos con relación a la cantidad de firmas para la presentación de un pedido de pérdida de investidura, que tendrá que ser un tercio, 15 senadores.

Esto fue cuestionado por el colorado Enrique Riera, quien puso como ejemplo que Patria Querida ni ningún sector minoritario podría plantear, como ya lo hizo en el caso de Javier Zacarías Irún.

De hecho, tanto el ex intendente de Ciudad del Este como Rodolfo Friedmann orondamente y sin empacho fueron los más interesados en poner el cerrojo, ya que ambos están en la picota.

El ex constitucionalista y senador liberal Eusebio Ramón Ayala hizo una exposición en defensa de una mayoría calificada, y que es errónea la interpretación de la expulsión por mayoría simple.

De este argumento se valieron sus demás colegas, y tomó la posta el presidente de la Comisión de Asuntos Constitucionales, Víctor Ríos, defendiendo para que se precisen 23 votos.

El cartista Juan Darío Monges y el llanista Fernando Silva Facetti plantearon que la pérdida de investidura se defina solo con 30 votos.

Desirée Masi, del PDP (Partido Democrático Progresista), propuso que se mantenga la mayoría simple, que es lo que finalmente prosperó porque ninguna de las demás propuestas obtuvo mayoría.

En cuanto a los plazos, en total suman un mes, entre la presentación del pedido, la defensa, los alegatos finales y el veredicto final.

Otra cuestión que se mantiene como parte del proyecto de ley de reglamentación es que en el caso de que en cinco meses no corra el proceso respecto a la pérdida de investidura, entonces el caso quedará archivado, y el indiciado no podrá ser juzgado por las mismas causas.

En el momento de la votación del articulado de la propuesta, el bloque de Patria Querida se retiró de la sesión, por estar en contra.

Además, hubo notorias ausencias de senadores que en un principio participaron de la sesión virtual y que después se desconectaron.

LOS VOTOS. A favor de la reglamentación votaron 23 senadores, y en contra 11, y 11 ausencias. En el momento de definir sobre las mayorías, hubo 15 a favor de mantener que sea simple, y 15 para que se establezca que sea 23.

Los tres votos que pudieron hacer la diferencia ya sea en uno o en otro sentido fueron para aumentar a 30, y corresponden a Fernando Silva, quien se hizo cargo; Mirta Gusinky y Juan Afara.

El proyecto queda en manos de Diputados, y siendo Cámara revisora puede introducir modificaciones.

Dejá tu comentario