Sociales

El polémico desfile de Victoria’s Secret

 

La empresa de lencería Victoria’s Secret celebró su polémico desfile, criticado por el ideal de belleza que propone, en la ciudad de Nueva York y también en las redes sociales, donde sus modelos dejaron entrever los detalles del evento que será retransmitido en televisión dentro de un mes. La preparación de las 60 jóvenes ángeles llevó varias horas, y hasta 15.000 seguidores de la firma en Instagram vieron entre bambalinas cómo se preparaban las modelos. Actuaron durante las pasadas los cantantes Shawn Mendes, Rita Ora, Bebe Rexha, Halsey, Kelsea Ballerini, además de The Chainsmokers y la banda de rock The Struts.

Cánones de belleza. Una de las fotos más comentadas en Instagram fue la de Bella Hadid, que despertó preocupación por su delgadez, alimentando la polémica en cuanto a la falta de diversidad física que suele rodear a esta pasarela, y que este año señaló públicamente la modelo australiana Robyn Lawley. Lawley encabeza una petición online, firmada por casi 9.000 personas, en la que pide a Victoria’s Secret que elija maniquíes de diferentes formas y tamaños, ya que lleva “casi 30 años diciendo a las mujeres que solo hay un tipo de cuerpo bonito”. Por su parte, la hermana de Bella, Gigi Hadid, que padece una afección tiroidea y ha sido criticada en el pasado por sus cambios físicos, agradeció detrás de escena a sus fans que la hicieran “sentirse bien acerca de este espectáculo”.

Destacada. La sueca Elsa Hosk fue la elegida para lucir el sujetador que más miradas atrae: El Fantasy, diseñado por Swarovski, que está recubierto con 2.100 diamantes y está valorado en un millón de dólares. Hosk reveló, además, que iba a llevar un conjunto inspirado en una estrella fugaz, con 125.000 cristales que se reflejarían en los espejos que rodeaban a la pasarela. EFE

Dejá tu comentario