Política

El juicio político al ministro Blanco pasa para el 13 y 14

 

En reunión de mesa directiva y líderes de bancada del Senado ayer, recalendarizaron y confirmaron la continuidad del juicio político al ministro de la Corte Sindulfo Blanco.

El titular del Congreso, Silvio Ovelar, anunció que las sesiones extraordinarias –quedan cuatro pendientes– se llevarán a cabo el martes 13 y el miércoles 14 del próximo mes.

Trajo a colación que en principio la fecha tentativa estaba marcada para una semana antes de la confirmada, que eran el 6 y el 7.

Explicó que esta última quedó descartada porque varios senadores estarían de viaje, algunos con la comitiva del presidente Mario Abdo Benítez, quien va a Italia.

Remarcó que la conclusión del enjuiciamiento a Blanco se da a pedido de la bancada del Partido Patria Querida.

“Patria Querida había planteado en principio el 6 y 7 (de noviembre), fecha en que van a viajar varios senadores”, indicó Ovelar a la prensa.

“Algunos acompañarán al presidente de la República y otros tienen otros destinos, por lo que en principio acordamos, a solicitud de Patria Querida, llevarlo adelante el 13 y 14 de noviembre”, dijo.

Aclaró que primeramente, de acuerdo con el procedimiento, corresponde que ahora se escuche a la defensa de Blanco, ya que la sesión extraordinaria en la que se presentó la acusación ya se realizó.

“Vamos a escuchar a la defensa”, manifestó, al ser consultado por los periodistas.

En cuanto a los fiscales acusadores, refirió que tiene entendido que hay dos diputados designados para el efecto.

EN EL TINTERO. En el 2014 se había presentado el juicio político a tres ministros de la Corte. Además de Blanco, integra la lista César Garay.

Otro que también estuvo en la mira fue Óscar Bajac, quien dejó el cargo por cumplir los 75 años. Recientemente se completaron los trámites para designar a uno nuevo en su lugar, Eugenio Jiménez.

Blanco está próximo a cumplir los 75 años, por lo que se consideró que se tendría que continuar su juicio ya sea para condenarlo o salvarlo.

El primer enjuiciamiento fue el suyo, y en el Senado se habían escuchado las acusaciones en su contra, pero cuando debió realizarse la siguiente extraordinaria para dar lugar a la defensa ya no hubo cuórum para ninguna de las siguientes convocatorias.

Ante la imposibilidad de reunir el cuórum, finalmente el pedido de juicio quedó cajoneado en el Senado.

En este periodo, Patria Querida fue el que sugirió retomar, pero tropezaron con que ya no estaban todos los diputados que habían hecho el papel de fiscales acusadores.

En Cámara Baja consideran que no hace falta designar a otros, y dejan el fardo a los senadores.

En cuanto al juicio a Garay y al contralor Enrique García, se había decidido dejar para el próximo año.

Dejá tu comentario