Política

EEUU solicita a Argentina que se confisque el avión venezolano-iraní

El Departamento de Justicia señala posibles vínculos con el terrorismo internacional. Dice que no se tolerarán transacciones que violen las leyes de exportación y sanciones de los Estados Unidos.

El Departamento de Justicia de Estados Unidos solicitó ayer a la República Argentina que le permita confiscar un avión venezolano-iraní retenido en el país sudamericano por posibles vínculos con el terrorismo internacional. Así señala un cable elaborado por la agencia EFE.

En un comunicado emitido por la oficina, el asistente del fiscal general, Matthew Olsen, de la División de Seguridad Nacional, defendió que el Departamento “no tolerará transacciones que violen las leyes de exportación y las sanciones” de EEUU.

Según la Justicia, el avión, de fabricación estadounidense, está sujeto a sanciones, ya que su transferencia por parte de la empresa iraní Mahan Air a Emtrasur, filial del Consorcio Venezolano de Industrias Aeronáuticas y Servicios Aéreos (Conviasa), viola las leyes de exportación de Estados Unidos.

Ambas empresas han sido sancionadas por EEUU por presunta colaboración logística para organizaciones terroristas.

El avión llegó a Argentina el 6 de junio, procedente de México, y tras hacer una escala en Venezuela. Dos días después partió para cargar combustible en Uruguay, pero tuvo que regresar al Aeropuerto Internacional de Ezeiza (Argentina) porque el país vecino no autorizó su aterrizaje.

A su regreso a Argentina, las autoridades inmovilizaron la aeronave y se ordenó la retención de sus 19 tripulantes, 5 iraníes y 14 venezolanos.

El Departamento de Justicia detalló en su comunicado de este martes que el capitán de la aeronave es un ex comandante de la Fuerza Quds de los Guardianes de la Revolución iraní (IRGC), designada como organización terrorista por los Estados Unidos.

Este último lunes, un juez que desde junio investiga a la tripulación iraní y venezolana del avión de carga autorizó la partida de la mayoría de sus integrantes, pero ordenó que el piloto y otros seis tripulantes queden retenidos aún en Argentina.

EN PARAGUAY. Antes de su viaje a Argentina, el avión había estado en mayo en Paraguay, de donde llevó a la isla caribeña de Aruba un cargamento de cigarrillos.

El vuelo llegó al país el 13 de mayo pasado y aterrizó en el aeropuerto Guaraní, en Minga Guazú, Departamento de Alto Paraná.

No obstante, permaneció en Ciudad del Este, del mismo departamento, por al menos tres días y sus ocupantes se alojaron en el hotel Dazzler de la misma ciudad.

CLARÍN. El diario Clarín, de Argentina, publicó ayer la información y fotografía de quien sería Gholamreza Gashemi, el piloto del avión, vestido con uniforme militar de la Guardia Revolucionaria iraní. Esta foto sería una de las pruebas para mantenerlo retenido en Argentina.

Dejá tu comentario