Sucesos

Condenan a Flavio Acosta a 36 años por doble homicidio

 

Flavio Acosta Riveros fue condenado ayer a 36 años de prisión por el homicidio del periodista Pablo Medina y Antonia Almada, ocurrido el 16 de octubre del 2014 en Villa Ygatimí, Departamento de Canindeyú.

La fiscala general del Estado, Sandra Quiñónez, confirmó en su cuenta de Twitter que, “En un proceso penal internacional histórico, cargado de mucha significación por el asunto sometido a juzgamiento, por sus formas y por su contenido”, manifestó.

Señaló que un Tribunal Popular o de Júri, con una jueza especializada y siete jurados elegidos libremente, dictaron el veredicto de responsabilidad criminal de uno de los autores del doble homicidio.

“En este día histórico para la cooperación penal internacional, los sistemas de justicia de Paraguay y Brasil dieron una clara señal al crimen organizado. Justicia sin Fronteras”, expresó Sandra Quiñónez.

El juicio inició cerca de las 10:00 en el Municipio de Curitiba, estado de Paraná, en Brasil.

antecedentes. Flavio Acosta fue detenido el 9 de enero del 2016, por la Policía civil de Pato Branco, una localidad ubicada al suroeste del estado de Paraná, Brasil. El hombre se encontraba prófugo y la Interpol estaba tras sus pasos.

Es sobrino del ex intendente de Ypejhú, Vilmar Neneco Acosta Marques, quien fue condenado a 39 años de prisión por ser el autor moral del doble homicidio.

Homicidio. La Fiscalía sostuvo que el día del asesinato de Medina y de la joven Antonia, Acosta viajó temprano a la localidad de Crescencio González, lugar adonde el periodista fue invitado por campesinos a cubrir una denuncia.

Al volver de la cobertura, el comunicador y la joven fueron emboscados a unos 10 kilómetros del centro urbano de Villa Ygatimí, Departamento de Canindeyú, en donde fueron atacados a balazos.

En el hecho también habría participado Wilson Acosta Marqués, hermano del ex jefe comunal, quien está imputado por homicidio doloso y asociación criminal.

El hombre había sido detenido a fines de mayo del 2020 en el estado de Matto Grosso, Brasil.

El chofer de Neneco Acosta, identificado como Arnaldo Cabrera, también fue penado a cinco años de cárcel por la omisión de comunicar sobre un hecho punible.

Dejá tu comentario