Economía

Certificación de cabañas para la brucelosis será obligatoria

 

Varias normativas entrarán en vigencia en el marco del Programa Nacional de Control y Erradicación de la Brucelosis Bovina. Con las nuevas disposiciones los establecimientos deberán someterse obligatoriamente a una categorización y certificación que determine su estatus sanitario.

Desde julio el Servicio Nacional de Calidad y Salud Animal (Senacsa) trabajará en el registro nacional de cabañas y centros genéticos con miras a aplicar los nuevos documentos cuando estos se oficialicen. “Queremos categorizar los predios y queremos certificarlos”, anunció la coordinadora del Programa de Enfermedades de los Rumiantes, Natalia Viveros.

El objetivo es potenciar la vacunación contra la brucelosis, la detección de la enfermedad y el saneamiento de los predios infectados.

La categorización consiste en analizar los antecedentes de la cabaña y aplicar un muestreo representativo, mientras que la certificación establecerá qué estatus corresponde; de predio libre de brucelosis, de riesgo mínimo o de establecimiento infectado en proceso de saneamiento.

La obligatoriedad será gradual y se implementará primeramente en los predios con mayor cantidad de animales, detalló Viveros en el marco del Primer Congreso Brangus, donde socializó la información con los productores.

Un proceso similar se ejecuta con el sector lechero, donde 77 tambos lograron obtener el estatus libre de la enfermedad. La intención es avanzar hacia la ganadería destinada a la faena.

En términos económicos, la brucelosis representa una pérdida para los productores pecuarios, ya que aumenta el riesgo de abortos en las hembras.

El servicio veterinario estima que el 30% del rebaño nacional está infectado.

Dejá tu comentario