Política

CDE: Cabañas anuncia no más abrazo con escombros

 

La unidad con viejos dirigentes que solo “exigen y no aportan nada” es uno de los errores que ya no serán cometidos para las municipales del 2020, anunció Wilberto Cabañas, quien esta semana decide si retoma su cargo de concejal y presidente de la Junta Departamental de Alto Paraná, tras el permiso sin goce de sueldo que le fue otorgado indefinidamente.

Lo que sí está definido es que seguirá en carrera, ya sea trabajando por su propia candidatura o por la de un nuevo líder en el movimiento Colorado Añetete.

“Vamos a hablar con los líderes (el presidente Mario Abdo Benítez y el gobernador Roberto González Vaesken) y ver qué hacer, lo que no queremos es dejar de trabajar en las bases, necesitamos renovar el cuadro de la dirigencia de Ciudad del Este. Estamos analizando los errores y seguro vamos a hacer una plenaria de Añetete, potenciar a jóvenes y mujeres. Añetete tiene liderazgos fuertes, buenos potenciales candidatos”, comentó.

Los afiliados a la Asociación Nacional Republicana (ANR) se cansaron del clan Zacarías y el partido no pudo despegarse de esa figura. “El abrazo republicano nos costó muy caro. Perdimos la bandera de lucha de Añetete cuando nos abrazamos con los mismos de siempre, los dirigentes de los que la gente está cansada, relacionados con el zacarismo, y la gente nos pasó la factura”, expresó Cabañas.

La unidad fue una exigencia con la que Cabañas no estuvo de acuerdo, pero que debió acceder para no perder la estructura de la Municipalidad, manejada por Perla Rodríguez. Lo otro que pesó para su derrota, según indicó, fue la figura del concejal Celso Kelembu Miranda, que solo llegó para “embarrar” con más “errores que aciertos”.

El concejal cuestionó además que “los viejos” no hayan trabajado. La ANR perdió “como la guerra” en el sector de la seccional 13, que corresponde a Lilian González de Aguinagalde, Nelson Aguinagalde, Perla Rodríguez de Cabral, Elio Cabral y otros.

Dejá tu comentario