Política

Alliana y Amarilla disputan la presidencia de Diputados

 

Hoy es un día clave en la Cámara de Diputados porque se llevará a cabo la sesión preparatoria para la elección de la mesa directiva.

Todo apunta a que, nuevamente, por acuerdo entre las dos bancadas de 43 colorados, Pedro Alliana volverá a ser electo presidente, por cuarto periodo consecutivo.

Por el lado de la oposición se presenta la dupla de mujeres conformada por la diputada del Partido Liberal Radical Auténtico (PLRA), Celeste Amarilla, en la presidencia, y la diputada del Partido Patria Querida (PPQ), Rocío Vallejo, como vicepresidenta primera.

Sin embargo, si vota toda la oposición unida, solo alcanzan 37 votos, de los 29 liberales más 8 de la multibancada de partidos minoritarios que son el PPQ, el Partido Encuentro Nacional (PEN), el Partido Hagamos (PPH) y el independiente.

La única chance que tiene Amarilla es si se dan fugas entre los colorados o si se ausentan al menos 7 de ellos.

“El tema es ver cómo estamos en la oposición, si existe o no unidad”, indicó Vallejo en referencia a la posibilidad de que se den votos liberales a favor de Alliana por cargos en la mesa directiva, como sucedió el pasado año, cuando los 29 votaron por el cartista y solo 8, por Sebastián Villarejo, del PPQ. El liberal llanista Enrique Mineur fue electo vicepresidente primero y el efrainista Jorge Ávalos Mariño vicepresidente segundo. Como secretarios, los colorados Blanca Vargas y Néstor Ferrer, y la liberal Esmérita Sánchez.

Añetete quedó fuera por desacuerdos con Arnaldo Samaniego, y estuvieron ausentes en la elección.

La Cámara Baja nunca estuvo liderada por una mujer, además, en su momento fue rechazado el proyecto sobre paridad en la participación política entre hombres y mujeres.

“Celeste Amarilla, presidenta, y Rocío Vallejo, vicepresidenta primera, nos presentamos para la mesa directiva de la Cámara de Diputados. Necesitamos renovar, pero deben saber que los votos de la oposición solo suman 37 contra 43 de los colorados. Por lo menos esperamos que la oposición vaya unida. ¿Vos nos votarías?”, expresó Vallejo al realizar el anuncio en las redes sociales.

Las nuevas autoridades deben asumir recién el 1 de julio, pero la bancada de Honor Colorado quiere adelantarse a cualquier conflicto en la elección en el Senado, en junio, que pueda afectar su alianza con Colorado Añetete, para asegurar los votos. Por ese motivo, modificaron el reglamento interno el pasado miércoles, para que les permita llevar a cabo la sesión preparatoria un mes antes de lo establecido, lo que causó el malestar de parte de la oposición.

Este año, las negociaciones tienen un condimento especial, debido al contexto político inseguro en el que se encuentra el presidente de la República, Mario Abdo Benítez, a quien el cartismo le salvó de la destitución ya dos veces, y atendiendo a la importancia de quienes se ubican en la línea sucesoria.

“Puede soltarle la mano HC a Marito y no hay que descartar que se active el juicio político”, manifestó el diputado liberal Édgar Acosta. Para el también liberal Sergio Rojas, este año, la mesa directiva del Senado será de trascendencia fundamental.

En tanto que desde el cartismo, aseguran que no pretenden activar un juicio político. “No somos de jugar al cháke con hacer juicio político y obtener cargos ministeriales o relevantes a cambio. Y menos prestarse para un gobierno de dos años. Siempre apostaremos a la institucionalidad, y el juicio es inestabilidad”, recalcó Basilio Núñez.

El líder de la bancada cartista confirmó que existe consenso entre colorados para que Alliana vuelva a ser presidente.


43 es la cantidad de votos que suman las bancadas de Honor Colorado y Colorado Añetete a favor de Alliana.

37 es el número de votos que tiene la oposición entre bancadas liberales y el tercer espacio a favor de Amarilla.

Dejá tu comentario