Política

Abdo no quiere problemas y evita hablar sobre blindaje

 

El presidente Mario Abdo Benítez ironizó ayer diciendo que es ridículo que se diga que él está detrás de la investigación de un juez que ordenó la detención de Horacio Cartes por haber brindado supuestamente protección y financiamiento a Darío Messer, involucrado en el esquema de lavado de dinero en el Brasil.

El jefe de Estado no quiso opinar sobre la posición asumida por los aliados de Cartes, quienes señalan que el ex gobernante tiene doble blindaje (fueros) para evitar enfrentar la Justicia brasileña. Sin embargo, nunca asumió la banca en forma activa.

“No sé. No me vayan a meter en problemas”, dijo Abdo ayer intentando esquivar la consulta sobre el fuero del que gozaría Cartes. Fue durante un recorrido tempranero que realizó en el Instituto de Previsión Social (IPS), sede central.

Sobre la denuncia contra el jefe de Gabinete, Juan Ernesto Villamayor, de que supuestamente recibió una coima de USD 2 millones para evitar la extradición de Messer, el jefe de Estado señaló que conversará con su secretario.

Consideró que todos se deben someter a la investigación de la justicia, cuando ocupan cargos públicos.

“Como siempre digo. Todo se tiene que investigar. Esto está en manos de la Justicia y que se investigue. Tenemos que estar acostumbrados, quienes somos administradores”, remarcó.

MANIOBRA. Mario Abdo rechazó la acusación de que estuvo maniobrando para que la Justicia brasileña tome la determinación contra Cartes.

“¿Yo manejo la Justicia brasileña? Es ridículo”, señaló el jefe de Estado en un tono irónico.

La Justicia brasileña solicitó la prisión preventiva para Cartes en el marco de la investigación del sonado caso de Lava Jato.

La orden de prisión surge a partir de la Operación Patrón que salpica al ex presidente de la República, a empresarios brasileños y paraguayos que operan en casas de cambio. Fue impartida por el juez de la Corte Federal de Río de Janeiro, Marcelo Bretas.

ABUCHEADO. Durante el acto central que se realizó en el IPS, el consejero Roberto Brítez recordó el tiempo en que ingresó a trabajar en la previsional y destacó que actuó de ascensorista del ex presidente Alfredo Stroessner.

Esta mención le valió que fuese abucheado por otro funcionario ante la presencia de Mario Abdo y de otras autoridades que estaban en el lugar. Le gritaron que no era el momento para hacer ese tipo de recordación.

“En noviembre, me cupo la labor de actuar de ascensorista y tuve el honor de alzar a los pisos superiores al presidente de la República de Paraguay de aquel entonces, al general Alfredo Stroessner”, exaltó, momento en el que fue interrumpido por los gritos de una de las personas que estaba entre el público.


lava jato golpea a poderosos en paraguay

Dejá tu comentario