7 de diciembre
Miércoles
Poco nublado con tormentas
23°
31°
Jueves
Lluvioso
21°
27°
Viernes
Lluvioso
21°
26°
Sábado
Mayormente nublado
19°
29°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Nacional
martes 11 de octubre de 2016, 14:03

Trotte vivía con su esposa en penal de Itapúa

El director interino del Centro de Rehabilitación Social de Itapúa (Cereso), Blas Martínez, informó que el ex barra brava del Club Olimpia, Adolfo Trotte, vivía con su esposa en la penitenciaría a pesar de ser un hecho irregular.

Hace tres días se registraron cambios en la dirección del Cereso. En el cargo asumió de manera interina Blas Martínez, quien ya constató algunas irregularidades.

En forma específica se refirió al caso de Adolfo Trotte, ex líder de la barra brava del Club Olimpia, quien aparentemente vivía con su esposa, María Concepción González, con quien se casó en el 2012 en la Penitenciaría Nacional de Tacumbú.

Fue trasladado al penal de Encarnación en el 2014 ante rumores de que estaría incitando a otros reclusos a realizar un motín en Tacumbú. La causa habría sido justamente la prohibición de llevar a vivir al penal a su pareja sentimental.

El también ex dirigente deportivo está privado de su libertad por asesinar a su anterior esposa, Sonia Vera, en el año 2011. Fue condenado a 40 años de prisión por esa causa.

"Nosotros hemos tomado algunas medidas, hablamos con él, es una persona inteligente y entiende lo que se le dice. Hoy en día ya no está con ella", expresó Martínez al medio digital Itapúa Noticias.

Señaló que la convivencia en un sistema penitenciario está prohibida por reglamento y tampoco existen leyes que faculten a un interno a llevar a su pareja.

"Al traerle a vivir acá se le estaría sacando su libertad", indicó el director interino al tiempo de resaltar que la mujer tampoco quería salir porque se sentía a gusto y estaba en esa condición desde hace unos dos años.

BAUTISMO. Trotte se bautizó en junio de este año en la cárcel de Encarnación y pidió perdón a todas aquellas personas que alguna vez en su vida hizo daño.

"Decidí conocer y aceptar a Cristo en mi corazón y dejo todo en manos de Dios. Aprovecho la oportunidad para pedirle perdón a todas las personas que de alguna forma pude haberles hecho daño", había expresado en su momento.