4 de diciembre
Domingo
Parcialmente nublado
19°
31°
Lunes
Mayormente despejado
21°
34°
Martes
Parcialmente nublado
23°
33°
Miércoles
Mayormente nublado
23°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
miércoles 24 de agosto de 2016, 18:34

Tribus indias de todo EE.UU. intentan detener la construcción de un oleoducto

Washington, 24 ago (EFE).- Representantes de las naciones de nativos americanos Sioux, Seneca, Taína y Lakota protestaron hoy a las puertas de un tribunal federal en Washington, que decidirá si detiene un proyecto para construir un oleoducto en Dakota del Norte (EEUU) que podría afectar a las tierras de una reserva india.

El juez federal James Boasberg decidió hoy no pronunciarse sobre el caso hasta el 9 de septiembre, por lo que las plegarias y cánticos, tanto a las afueras del juzgado como en las planicies de la reserva sioux de Dakota del Norte no pudieron transformarse en celebración.

Los miembros de la reserva india de "Standing Rock" denunciaron al Gobierno estadounidense por haber autorizado un proyecto de 3.800 millones de dólares para construir una oleoducto que lleve medio millón de barriles de petróleo desde lo yacimientos bituminosos de Dakota del Norte a una infraestructura ya existente en Illinois, desde donde el crudo podrá distribuirse al Golfo de México.

Hasta unas 2.000 personas se han concentrado desde abril en el campamento de la Roca Sagrada, en Dakota del Norte, para impedir las labores de construcción del oleoducto con el argumento de que las gigantescas conducciones de petróleo contaminarán las aguas del río Misuri y los acuíferos de los que depende su modo de vida.

Pese a la naturaleza pacífica de la protestas, las autoridades locales y estatales han realizado detenciones, por resistirse a abandonar terrenos de propiedad federal.

Hoy la protesta llegó a Washington, donde se celebraba la vista judicial sobre la construcción del oleoducto, después de que los nativos americanos hicieran llegar su mensaje a la capital estadounidense desde Dakota del Norte corriendo a pie y en relevos los más de 2.000 kilómetros que separan a ambas zonas del país.

Bobbi Jean "Tres Piernas", miembro de la tribu Stading Rock, fue una de las corredoras y hoy estuvo en Washington para recordar que "el agua es parte de la vida de todos" y apuntar que, "por primera vez desde hace más de un siglo, tribus de toda América del Norte están unidas en contra del oleoducto".

Las actrices Shailene Woodley y Susan Sarandon se sumaron a la concentración de hoy para pedir al presidente de EEUU, Barack Obama, que detenga la construcción los 1.900 kilómetros del oleoducto, que, según los tribus indias, pueden afectar a millones de personas en la ribera del río Misuri.

"Esto tendrá un efecto no solo en naciones indias, también en agricultores, personas que dependen del río Misuri y en nuestros hijos y nietos y las generaciones venideras", aseguró "Tres Piernas".

Josh Fox, director del documental "Gasland", indicó que es necesaria una revolución política en el país que cambie de paradigma y que deje de apoyar a las grandes petroleras para dar la prioridad a aquellos que defienden el medio ambiente y luchan contra el calentamiento global.

"Por primera vez en nuestro país tenemos refugiados climáticos, como lo que estamos viendo en Luisiana tras las inundaciones", señaló Fox, quien recordó que, si no se deja de contribuir a una economía basada en el petróleo, el calentamiento global no solo acabará con naciones indias sino con ciudades costeras como Washington, Nueva York o Miami.

"Obama es una persona hipócrita. Dice que quiere luchar contra el calentamiento global pero apoya oleoductos o prácticas como el fracking", señaló este cineasta y activista medioambiental.

"Tenemos que salir a la calle, el cambio no va a llegar desde arriba", aseguró la actriz Susan Sarandon.

"Si no protestamos, si no alzamos la voz nada cambiará", añadió Woodley, que ha estado desde el principio colaborando con la tribu "Standing Rock" para detener el proyecto, llevado acabo por la agencia federal de ingeniería civil del Cuerpo de Ingenieros del Ejército.

Representantes de las naciones nativas americanas más importantes llamaron hoy al Gobierno federal a cumplir sus tratados con los habitantes originarios del país, que fueron desplazados desde sus territorios originales a planicies poco productivas como Dakota o Oklahoma.

No obstante, los líderes indios deberán esperar hasta el 9 de septiembre para saber si su resistencia al oleoducto tiene el respaldo de los tribunales y si sus tambores y el humo de las pipas sirvieron para hacer reflexionar a las autoridades de Washington.