21 de agosto
Lunes
Parcialmente nublado
21°
Martes
Despejado
19°
26°
Miércoles
Despejado
23°
33°
Jueves
Parcialmente nublado
23°
35°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Política
miércoles 5 de abril de 2017, 02:00

Iglesia pide se rechace la enmienda y hoy decide si es mediadora o no

El Consejo Permanente de la CEP expresó que no es el momento de insistir con el proyecto debido al ambiente caldeado. Monseñor Edmundo Valenzuela será el representante católico en mesa de diálogo.

En búsqueda de encontrar una salida a la grave crisis actual, la Iglesia Católica será uno de los sectores que participará en la mesa de diálogo que se inicia hoy a las 9.00 en el ex Seminario Metropolitano, promovida desde el Gobierno que se ratifica su posición sobre el proyecto de enmienda.

La jerarquía eclesial nacional estará representada por el presidente del Consejo Permanente de la Conferencia Episcopal del Paraguay, Monseñor Edmundo Valenzuela.

Como vocero de la CEP, monseñor Francisco Pistilli de la diócesis de Encarnación, ratificó que la Iglesia mantiene lo dicho en sus comunicados, al señalar que no es prudente tratar dicho proyecto.

"Los hechos demuestran que el ambiente está bastante caldeado. Creemos que en este momento la prudencia debe ser la prioridad y no seguir promoviendo acciones o proyectos que suscitan fenómenos como los que hemos vivido frente al Parlamento", expresó el vocero de los obispos.

Señaló que el primer paso hacia dicha prudencia es el diálogo. Apeló, además, al respeto y al escucharse mutuamente. Enfatizó además que si no se hace una pausa ante lo que ha sucedido recientemente, si no existe tal pausa, resultará difícil seguir el proceso que se inicia con dicho diálogo. Si no nos detenemos ante lo que hemos vivido, es difícil seguir el proceso".

Roles. Monseñor Pistilli aclaró que aún no está definido que la Iglesia tenga un papel como mediadora en el conflicto. Explicó que los roles se sabrán hoy luego del primer encuentro.

Por otra parte, comentó que están preocupados porque la participación de los demás sectores esté supeditada al retiro del proyecto de enmienda. "Sin duda nos inquieta. Escuchamos sus requerimientos y probablemente los hablaremos, asistan o no, posibilitando que todos participen. No queremos que nadie quede excluido, porque solo sería escuchar a una parte y creemos que no es conveniente".

En su carácter de representante de los obispos, tampoco dejó de lado lo sucedido con el joven Rodrigo Quintana. Señaló que comparten el dolor de sus familiares y conocidos por lo ocurrido con el dirigente liberal de 25 años. "Los hechos sucedidos en nuestra patria nos instan a acudir al diálogo y la concordia", apuntó.

Pistilli instó también a la apertura de uno y otro lado, para llegar al consenso necesario. "Pedimos que haya esa capacidad de abrirse, de entender. Todos sabemos que si no nos abrimos no nos ponemos de acuerdo. Pedimos y necesitamos que haya esa apertura", enfatizó.