24 de agosto
Jueves
Despejado
24°
36°
Viernes
Despejado
23°
34°
Sábado
Muy nublado
21°
35°
Domingo
Mayormente nublado
22°
31°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Nacional
martes 30 de mayo de 2017, 09:42

Cartes se jacta de victoria en el caso Gramont Berres

Para el presidente de la República, Horacio Cartes, la victoria judicial en el caso Gramont Berres es la reivindicación internacional más importante del Paraguay. Indica que la Procuraduría General defendió más de USD 600 millones tras enfrentar varias demandas.

El fallo de la Corte de Washington a favor de Paraguay se dio en marzo pasado y hasta ahora Cartes sigue jactándose de ello. En un video publicado recientemente resalta la gestión de la Procuraduría General de la República, a cargo de Roberto Moreno.

Mensaje. "El caso Gramont Berres para mí es la reivindicación internacional más importante del Paraguay, nos tenían como un país moroso. Y hablamos siempre que la patria no se vende, la patria se defiende.

Yo quiero que revise la gente cuándo antes se defendió al Paraguay como ahora. No tengo ningún temor a equivocarme si digo que hay más de USD 600 millones que ya ha defendido al Paraguay esta Procuraduría", menciona el mandatario en el audiovisual compartido en las redes sociales.

Embed

Antecedentes. El caso se trata de una estafa internacional perpetrada en contra de Paraguay. La aseguradora italiana SACE fue codemandada ante los tribunales suizos por un sindicato de 10 bancos que habían otorgado préstamos a las empresas Lapacho y Rosi, del entonces embajador especial Gustavo Gramont Berres (creadas para desarrollar proyectos forestales y procesamiento de cítricos en La Colmena), con una garantía falsificada realizada por el diplomático, supuestamente, en nombre del Estado paraguayo y un reaseguro otorgado por la aseguradora italiana.

En agosto de 2015, la SACE inició una demanda civil para el reconocimiento de las sentencias judiciales dictadas por los tribunales suizos en contra de la República del Paraguay ante la Corte Federal del Distrito de Columbia, con sede en la ciudad de Washington DC, Estados Unidos, en virtud de la cesión de derechos que habían otorgado los bancos, por unos USD 100 millones.