Sucesos

Tres presuntos feminicidios golpean a Asunción, Concepción y San Pedro

Al menos 16 mujeres fueron víctimas de este flagelo en el presente año. Dos de las fallecidas dejan hijos huérfanos. Desde la Fiscalía afirman que siguen en aumento las denuncias por violencia.

El cuerpo sin vida de Liz Carolina Soto (31) fue encontrado ayer en horas de la madrugada, con varias puñaladas. La hallaron en una vivienda ubicada en el barrio Ricardo Brugada, más conocido como la populosa Chacarita.

Liz Carolina es una de las tres mujeres que fueron víctimas de feminicidio ayer, en varios puntos del país.

Para los investigadores, Liz perdió la vida a manos de Kevin Ezequiel Ortiz Ramírez (19), quien era su ex pareja, de acuerdo con el testimonio que dieron los familiares.

Vecinos de la mujer escucharon gritos y fueron a verificar lo que sucedía. Estos expresaron que la pareja se mantenía en constantes discusiones y que horas antes del homicidio mantuvieron una nueva pelea.

El sospechoso habría intentado escapar cuando comenzaron a llegar las personas, pero fue reducido y entregado a los agentes policiales, quienes lo llevaron detenido a la comisaría, donde se encuentra a disposición del Ministerio Público.

El hombre fue citado para declarar ante la fiscala Luz Guerrero, pero se abstuvo.

ÚH intentó conocer la versión de la fiscala Guerrero, que dio a conocer algunos detalles a través de su asistente, que afirmó que todavía está en proceso una eventual imputación.

El funcionario indicó que el caso todavía no pasó al juzgado, al cierre de esta nota.

La mujer deja huérfanas a dos hijas pequeñas: una de siete años y una bebé de tan solo siete meses.

EN CONCEPCIÓN. Un hombre de 40 años ultimó a puñaladas a su ex pareja porque no soportó la separación que se produjo hace dos meses.

La víctima fatal es Liliana Elizabeth Gaona (35), que deja huérfanos a tres hijos.

El sospechoso del crimen es la ex pareja de la mujer, Eliseo Burgos (40), quien le habría esperado ayer, en horas de la siesta, frente a su casa y cuando retornó de la escuela, donde había dejado a su hijo, el hombre la habría atacado y herido mortalmente con un cuchillo.

Según Claudelina Rodríguez, pariente de la mujer, ella ya denunció al hombre por amenaza y que lo hizo en la Subcomisaría de Santo Domingo. “Me contó que el hombre le amenazaba de muerte y le dije para que denunciara, así lo hizo, pero nadie se ocupó de su denuncia”, dijo la mujer.

La víctima recibió siete heridas con arma blanca, tres en el tórax, y falleció por shock hipovolémico, según el forense, doctor Néstor Loreiro.

La fiscala Teresilde Fernández dijo que no consta ninguna denuncia nueva contra el hombre, más que antecedentes del 2012 por violencia familiar y robo.

EN SAN PEDRO. K.R.G.M, una adolescente de 17 años, fue hallada muerta ayer en su domicilio del barrio San Rafael, de la ciudad de San Pedro del Ycuamandyyú.

Su madre la encontró tendida en la cama, ya sin signos de vida, con rastros de haber sido estrangulada.

El principal sospechoso del crimen es el padrastro de la víctima.

El fiscal Rolando Ortega informó que ya tienen identificado al hombre, que era pareja de la madre, y que están trabajando para detenerlo.

El hombre se encuentra con paradero desconocido, pero antes pasó por la casa de su madre y de su hermana. Está siendo buscado por agentes policiales de la zona.

El fiscal no descarta que se trate de un caso de feminicidio, pero afirma que quiere cotejar otras hipótesis.

Me contó que le amenazaba de muerte y le dije para que denunciara, así lo hizo, pero nadie se ocupó. Claudelina Rodríguez, familiar de la víctima.

un fenomeno que se repite año tras año.png

“Hace falta abordaje integral”

“La situación de violencia contra las mujeres sigue igual que antes o incluso en aumento, con más de dos mil casos ingresados en los últimos días”, consideró la fiscala Susana González. Explicó que son muchos los factores y no es una sola situación que hay que tener en cuenta.

“Hace falta un abordaje integral de la problemática. Actuamos cuando ya pasó el hecho, pero no actuamos para evitar que pase”, apuntó.

“Nos quedamos con procesar y meter presa a la gente y con eso no termina el problema”, criticó la agente, al afirmar que la violencia familiar es un problema cultural.

Pese a todo, la fiscala rescata un aspecto positivo: “Creemos que la gente está tomando conciencia. Tenemos casos que denuncian terceros que presenciaron algún hecho”, dijo.

Dejá tu comentario