Arte y Espectáculos

Terminator: Dark Fate se hunde en EEUU y compromete el futuro de la saga

Terminator: Dark Fate lideró la taquilla en los cines estadounidenses este fin de semana, pero su muy decepcionante resultado compromete el futuro de esta longeva saga de ciencia-ficción apocalíptica.

Según los datos publicados este lunes por el portal especializado Box Office Mojo, Terminator: Dark Fate se anotó 29 millones de dólares en el apartado "doméstico", que en la jerga del sector incluye los ingresos de Estados Unidos y de Canadá.

Esta cifra se quedó lejos de los al menos 40 millones de dólares que anticipaban los expertos.

En el resto del mundo, Terminator: Dark Fate consiguió 94,6 millones de dólares, una cifra que también resulta escasa para una cara cinta de 185 millones de presupuesto.

Medios especializados de Hollywood como Variety o The Hollywood Reporter apuntan que esta película de Skydance Media, Paramount Pictures y 20th Century Fox (ahora Disney) podría suponerles unas pérdidas de entre 100 y 120 millones, tras su paso por los cines, según los cálculos de estudios rivales de la industria.

Lea más: "James Cameron: "Con Terminator: Dark Fate hicimos una película feminista"

Sumando otros gastos, como los entre 80 y 100 millones de dólares que pudo costar la publicidad de la película y la distribución, Terminator: Dark Fate necesitaría al menos 450 millones en taquilla en todo el mundo para salir de los números rojos.

Terminator: Dark Fate llegó con la intención de recuperar al público después de tres secuelas de malos resultados, se encomendó para ello a los regresos de Linda Hamilton y Arnold Schwarzenegger como estrellas y a la vuelta de James Cameron como productor, y había obtenido reseñas bastante favorables por parte de la crítica.

Terminator

En esta secuela directa de Terminator 2: Judgment Day (1991), un nuevo y letal Terminator (Gabriel Luna) viaja desde el futuro para acabar con Dani Ramos (Natalia Reyes), quien recibirá la ayuda de Grace (Mackenzie Davis) y Sarah Connor (Hamilton) en su lucha contra la amenaza asesina de las máquinas.

El segundo puesto del fin de semana fue para Joker, que se embolsó 13,9 millones de dólares y cuya recaudación global acumulada asciende a USD 934 millones.

Impulsada por el enorme trabajo de Joaquin Phoenix, que suena como favorito al Oscar al mejor actor, pero también arrastrando una notable polémica por las críticas que la acusan de alentar la violencia, Joker ahonda en los orígenes del gran enemigo de Batman en una cinta dirigida por Todd Phillips (trilogía de The Hangover).

Nota relacionada: "Schwarzenegger y Hamilton regresan en el tráiler de la nueva Terminator"

Completó el podio Maleficent: Mistress of Evil, la cinta protagonizada por Angelina Jolie que sumó 12,2 millones de dólares.

Con la dirección de Joachim Rønning (Pirates of the Caribbean: Dead Men Tell No Tales, 2017) y con Elle Fanning y Michelle Pfeiffer completando el trío femenino protagonista, Maleficent: Mistress of Evil relata el enfrentamiento entre la reina Ingrith (Pfeiffer) y Maléfica (Jolie) a raíz del matrimonio entre la princesa Aurora (Fanning) y el príncipe Phillip (Harris Dickinson).

En el cuarto lugar se situó Harriet, que obtuvo 12 millones en su primer fin de semana en los cines.

Este filme relata la historia de Harriet Tubman (Cynthia Erivo), una afroamericana que escapó de la esclavitud y que se involucró a fondo en el movimiento abolicionista.

Por último, la película de animación The Addams Family consiguió 8,5 millones de dólares.

La siniestra, pero muy divertida familia Addams vuelve a la gran pantalla con esta cinta de animación, de los realizadores Conrad Vernon y Greg Tiernan, que ha contado, para su doblaje en versión original, con las voces de Charlize Theron, Chloe Grace Moretz y Óscar Isaac.

Fuente: EFE

Dejá tu comentario