Interior

Por aislamiento, chaqueños viajan por agua para llegar a hospitales

Pobladores no solo de Bahía Negra, sino de todo el Chaco, migran para buscar atención médica en Fuerte Olimpo o Concepción. Se fugan porque los servicios son básicos en zona del Pantanal.

Desde Bahía Negra, Antonia Benítez (87) viajó en una lancha por el río Paraguay durante tres horas hasta Fuerte Olimpo, Alto Paraguay. Tras ser estabilizada en el hospital departamental, subió otra vez a otro bote, esta vez rumbo a Puerto Murthino, Brasil. Posteriormente, hizo otro viaje por tierra en ambulancia hasta su destino final: un hospital de Concepción, según informó el corresponsal Alcides Manena.

La paciente con diagnóstico de neumonía y con sospecha de coronavirus (Covid-19) tuvo que huir por agua porque los caminos, otra vez, están intransitables en la zona del Pantanal paraguayo. A esto, se suma que el servicio de salud en Bahía Negra dispone solo de atención primaria, pero no para atención médica de casos graves.

La salud de cada día. En lancha, avión o en ambulancia se trasladan los pacientes graves desde la localidad de Bahía Negra, con destino a Fuerte Olimpo, Asunción o algunas veces hasta Puerto Murtinho, Brasil.

En Alto Paraguay no existe disponibilidad de camas en terapia intensiva, por lo que se derivan pacientes a Concepción, Pedro Juan Caballero y Asunción. A través del agua, es la única forma de salir cuando los caminos están clausurados. El aislamiento es una situación constante y repetitiva en el Chaco.

TIERRA ADENTRO. “Vivimos en una zona muy alejada con una población muy dispersa. Somos el segundo departamento del país de mayor extensión territorial. En temporada de lluvias nuestros caminos están completamente clausurados”, dijo el doctor Giovanni Gallagher, director de la XVII Región Sanitaria.

Desde Asunción, un avión ambulancia está disponible para esta zona para los traslados de pacientes graves, señaló el doctor Gallagher en declaraciones a Radio Monumental. En el caso de la paciente de 87 años no se pudo usar esta vía, porque padecía un cuadro pulmonar y por protocolo no se recomienda volar porque hay una tendencia que pueda “disminuir la capacidad pulmonar por la altura”.

“En temporadas de lluvias la única salida que tenemos es por bote. Pero cuando llueve tampoco le podés sacar por agua, ni en avión. Si llueve hay que esperar que mejoren las condiciones climáticas”, dijo.

La lancha de Salud Pública está con desperfectos, por lo que actualmente se debe alquilar de particulares para salvar la vida de una persona. La ambulancia no se puede usar, debido a que los caminos están clausurados, explicó.

Una ruta de todo tiempo y potenciar los centros asistenciales chaqueños darían una solución al problema, señaló el doctor Gallagher. Otra barrera es que los especialistas no quieren ir a trabajar a Alto Paraguay, debido a la distancia y aislamiento, comentó.

Dejá tu comentario