Política

Oviedo Matto declaró que no pidió dinero a ex fiscala

 

El ex senador del partido Unión Nacional de Ciudadanos Éticos (Unace) Jorge Oviedo Matto declaró ayer en el juicio oral y público de la causa conocida como audios filtrados del Jurado de Enjuiciamiento de Magistrados (JEM), donde negó en todo momento que haya pedido dinero a la ex agente fiscal Casse Giménez y advirtió que la misma ocultó información a la Fiscalía y no entregó su teléfono celular para que sea debidamente peritado.

“Tuve que renunciar a mi cargo de senador de la nación, del que fui electo en dos ocasiones, por un audio que no existe”, afirmó Oviedo Matto.

El ex congresista manifestó que Giménez alegó ante el Tribunal que su teléfono se quemó por recarga de mensajes y que por seis meses metía en un frigobar, porque se sobre calentaba, hasta que se quemó la placa madre del teléfono, por lo que le dio a su hijo para que use como juguete.

“El teléfono de la fiscala Casse nunca se entregó a la Fiscalía para su peritaje, pese a que los fiscales pertinentes le notificaron a que entregue su teléfono”, resalto Oviedo Matto.

Sobre el punto, el acusado remarcó que la ex fiscala afirmó en su declaración ante el tribunal que él no le envió desde su celular el mensaje con el audio, sino “que fue un tal Asereto, que llegó a mi oficina, entró sin siquiera tener una audiencia, para supuestamente corregirle un escrito y, en ese momento, grabé inocentemente ese audio en el teléfono de un desconocido. Encima que el hombre hoy está fallecido y su teléfono lo habían robado”.

En ese sentido, Oviedo Matto cuestionó que ni el teléfono del cual se envió el audio ni el teléfono de la ex fiscala Casse fueron peritados o entregados a la Fiscalía.

Además, expresó que la ex fiscala ocultó varias informaciones a la Fiscalía y que recién se enteraron tras su declaración en el juicio oral. “Yo creo que ellos (la Fiscalía) no estaban preparados para lo que ella, su ex colega, vino a declarar ante este tribunal”, expresó.

ANALÓGICO. Oviedo Matto afirmó que el teléfono que usa es un aparato analógico, que no se puede descargar ni utilizar para la aplicación de WhatsApp.

El ex congresista explicó que en las pruebas presentadas por la Fiscalía de los informes de los cruces de llamadas se describió que el 1 de agosto del 2018 hubo un intercambio de llamadas entre Jorge Oviedo Matto y Casse Giménez; sin embargo, en su declaración, la ex fiscala reconoció que en esa fecha estuvo mensajeando con Ana Palacios, asistente del ex legislador. “La Fiscalía dice que yo escribí con Casse el 1 de agosto, pero en verdad escribió con Ana Palacios, mi asistente, donde se fijó fecha de audiencia para el 2 (al día siguiente)”, detalló.

Sobre la audiencia, Oviedo Matto indicó que Casse “tenía una fijación contra su colega Karina Giménez, a quien denunció ante el Jurado y que quería su destitución del cargo”.

Relató que después de esa reunión es que le envía una carta al ex presidente Fernando Luego y le cuenta que salió “acalorada” por el supuesto pedido de dinero que le hizo Oviedo Matto. Sin embargo, indicó que la ex fiscala le siguió enviando mensajes varios días más, e incluso en una ocasión le llevó un “pulóver” de regalo. Por último, el ex senador expresó: “Confío en que la Fiscalía va actuar objetivamente y no le va dejar la carga pesada al Tribunal por presión”.

El juicio sigue hoy, a las 8.30, con los alegatos finales.

Dejá tu comentario