25 abr. 2024

Más de USD 4.100 millones de deuda deberá cancelar el nuevo Gobierno

Las amortizaciones más elevadas se darán en los años 2026 y 2027, con más de USD 2.000 millones. La deuda pública es una pesada carga que heredará el que surja electo en abril próximo.

Ministerio de Hacienda.jpg

Pese a recomendar la promulgación, el Ministerio de Hacienda advierte sobre los impactos que tendrán los aumentos en el PGN 2023.

Foto: Archivo ÚH

Una mochila bastante pesada, denominada deuda pública, heredarán las autoridades electas para dirigir el país entre el 2023 y el 2028.

Las estadísticas oficiales, incluidas en el Informe de Finanzas Públicas 2023, dan cuenta que el próximo Gobierno tendrá a su cargo la cancelación de compromisos por valor de USD 4.112,4 millones, asumidos desde hace varios años.

El reporte elaborado por el Ministerio de Hacienda señala que, de ese total, USD 3.444 millones corresponden a amortizaciones de pasivo externo y USD 668,4 millones a desembolsos para cumplir con obligaciones tomadas en el mercado interno.

El Tesoro Nacional recurrió a tres instrumentos de endeudamiento para financiar inversiones y repago de deuda. Estos son: bonos, soberanos y locales; préstamos, multilaterales y bilaterales; y fondos obtenidos mediante la modalidad de concesiones llamada llave en mano.

Las amortizaciones más elevadas se darán en los años 2026 y 2027. El documento detalla que en el 2026 se deberá cancelar deuda por USD 1.035,3 millones; mientras que en 2027 se desembolsará otros USD 1.080,3 millones. En estos dos años están incluidos los bonos emitidos en 2016 y 2017 (ver la infografía).

Cuando asumió Mario Abdo Benítez, en 2018, la deuda a amortizar que heredó su administración fue de USD 1.650 millones.

ELEVADO. La deuda pública alcanzó en el 2022 un nuevo techo histórico, de acuerdo con el informe de cierre de año hecho por Hacienda. Según el reporte, el pasivo alcanzó el 36,8% del PIB, lo que equivale a USD 14.721,8 millones.

De esta forma, los compromisos asumidos por el Estado se han disparado en un 83% en el Gobierno de Abdo Benítez, considerando que este indicador se ubicaba en USD 8.040,9 millones en 2018. El mayor crecimiento se dio en el 2020 debido a la pandemia que empujó a tomar un feroz endeudamiento para paliar la crisis sanitaria y financiar la reactivación económica.

Los mayores acreedores siguen siendo los organismos multilaterales, quienes tienen una participación del 43,1% en la deuda pública. El listado lo encabeza el Banco Interamericano de Desarrollo, con USD 3.090,6 millones; seguido del Banco de Desarrollo de América Latina y del Banco Mundial, con USD 1.955,5 millones y USD 864,2 millones, respectivamente. El nivel del pasivo es motivo de preocupación de los analistas del sector privado, quienes sostienen que se debe ir bajando el ritmo de endeudamiento y subir impuestos.

5326984-Libre-926053662_embed

Préstamos

El Gobierno busca la aprobación legislativa de 7 millonarios préstamos en los últimos meses de gestión de Mario Abdo Benítez. Están pendientes de estudio créditos externos por valor de USD 915,6 millones, informó Hacienda. De los 7 proyectos, 5 siguen en Senado como cámara de origen, es decir, no fueron aprobados o rechazados aún.

Más contenido de esta sección
Las ventas al público en los comercios pyme de Argentina cayeron un 25,5% interanual en febrero pasado, golpeadas por la pérdida de poder adquisitivo de los consumidores a causa de la elevadísima inflación, y acumulan un declive del 27% en el primer bimestre del año, según un informe sectorial difundido este domingo.
El mandatario decidió crear el fondo nacional de alimentación escolar esperando un apoyo total, pues quién se animaría a rechazar un plato de comida para el 100% de los niños escolarizados en el país durante todo el año.
Un gran alivio produjo en los usuarios la noticia de la rescisión del contrato con la empresa Parxin y que inmediatamente se iniciaría el proceso de término de la concesión del estacionamiento tarifado en la ciudad de Asunción. La suspensión no debe ser un elemento de distracción, que nos lleve a olvidar la vergonzosa improvisación con la que se administra la capital; así como tampoco el hecho de que la administración municipal carece de un plan para resolver el tránsito y para dar alternativas de movilidad para la ciudadanía.
Sin educación no habrá un Paraguay con desarrollo, bienestar e igualdad. Por esto, cuando se reclama y exige transparencia absoluta en la gestión de los recursos para la educación, como es el caso de los fondos que provienen de la compensación por la cesión de energía de Itaipú, se trata de una legítima preocupación. Después de más de una década los resultados de la administración del Fonacide son negativos, así como también resalta en esta línea la falta de confianza de la ciudadanía respecto a la gestión de los millonarios recursos.
En el Paraguay, pareciera que los tribunales de sentencia tienen prohibido absolver a los acusados, por lo menos en algunos casos mediáticos. Y, si acaso algunos jueces tienen la osadía de hacerlo, la misma Corte Suprema los manda al frezzer, sacándolos de los juicios más sonados.
Con la impunidad de siempre, de toda la vida, el senador colorado en situación de retiro, Kalé Galaverna dijo el otro día: “Si los políticos no conseguimos cargos para familiares o amigos, somos considerados inútiles. En mi vida política, he conseguido unos cinco mil a seis mil cargos en el Estado...”. El político había justificado así la cuestión del nepotismo, el tema del momento.