Economía

La Receita trunca plan del Gobierno para reactivar el comercio fronterizo

La Receita Federal anunció que la cota de USD 500 que regía para compras en Paraguay queda sin efecto durante la pandemia. La medida sería en represalia por el cierre fronterizo con Brasil.

La Receita Federal brasileña anunció, a través de una nota fechada el 16 de junio, que durante el tiempo de pandemia queda sin efecto la cota de compras de USD 500 que regía para Paraguay, por lo que cualquier ciudadano brasileño que sea descubierto con productos adquiridos dentro del territorio paraguayo sufrirá el decomiso de sus mercaderías y será pasible de una fuerte sanción.

La decisión del Gobierno brasileño, de sancionar a los ciudadanos que compren en nuestro país y reciban la compra por delivery se da al tiempo en que se aprobaba el protocolo paraguayo de seguridad para el comercio fronterizo, por lo que el mismo quedará momentáneamente sin poder ser aplicado, por lo menos hasta que se solucione el impasse a nivel de ambos gobiernos.

Esta información fue difundida ayer por el viceministro de Comercio de Paraguay, Pedro Mancuello, quien señaló que estaba socializando la medida del Gobierno brasileño a nivel de sus pares de la Cancillería Nacional para decidir las medidas a tomar.

El comunicado de la Receita Federal sugiere que esta medida sería una especie de represalia contra el Gobierno paraguayo, que “el 24 de marzo pasado decidió cerrar todas las fronteras a los viajeros y cancelar los vuelos de aeronaves comerciales y privados, de modo que no es posible la entrada de turistas a su territorio. Consecuentemente, durante el periodo de pandemia no es posible traer bienes del país vecino como equipaje, quedando sin aplicación la cota de exención de USD 500”, expresa la nota en portugués.

Decomiso y penas. La Receita Federal advirtió a sus ciudadanos que mientras estén vigentes las medidas impuestas por el Gobierno paraguayo, “todo bien de procedencia extranjera encontrado en poder de un brasileño en el área del municipio de Ponta Porá o de cualquier otro municipio del país y que haya ingresado por la frontera Brasil/Paraguay será considerado irregular, lo que podrá dar lugar a la pérdida de la mercadería y a la aplicación de las medidas penales pertinentes”.

Con el anuncio de la Receita Federal queda sin efecto el plan que el Gobierno Nacional estaba ajustando para reactivar el comercio de frontera vía one line, a través de la modalidad delivery para que llegue hasta el comprador brasileño.

Ante esta situación, el Gobierno paraguayo se verá obligado a negociar con su par brasileño otras alternativas para ver si accede o no a que se habilite el comercio fronterizo online con el país vecino, mientras dure la pandemia por el Covid-19.


“Medida criminaliza compra en territorio paraguayo”
El comunicado de la Receita Federal de Brasil abre un contrafrente para Paraguay, que se preparaba para aplicar un protocolo de seguridad que garantice la compra de productos en nuestro territorio por parte de consumidores brasileños y los reciban vía delivery en ciertos puntos de la frontera, expresó el viceministro Pedro Mancuello. “Este comunicado está prácticamente criminalizando a los ciudadanos brasileños que compren en Paraguay”, sentenció Mancuello, quien agregó que la medida brasileña echa por tierra el acuerdo logrado con la Cámara de Comercio de Ponta Porá, que había aprobado el protocolo de seguridad para la entrega de mercaderías en frontera, de forma a que llegue sin riesgo hasta el comprador brasileño.

Dejá tu comentario