Opinión

Independencia en la Justicia

Liz Analia Acosta Por Liz Analia Acosta

A días nada más estamos de conocer quién será el próximo titular del Ministerio Público. Muchos de los postulantes hablaron de la injerencia que hay dentro del ejercicio del cargo y de la necesidad que hay de erradicarla.

Uno de los fiscales postulados habló en su audiencia que se necesita una depuración respecto a funcionarios corruptos.

Justamente hace poco hablábamos entre colegas de que ya pasaron más de 30 años de que se instauró la democracia en el país, pero que se hace dificultoso verla hasta ahora en ciertos sectores de la Justicia, así que la independencia completa como verdaderamente se añora todavía no llega.

El doctor español en Ciencias Políticas Marcos Pérez Talia hizo un análisis sobre la visión hacia la democracia paraguaya a través del Centro Estratégico Latinoamericano de Geopolítica (Celag).

“En primer lugar, Paraguay transita una inédita era democrática, aunque de muy baja calidad. Cualquier índice internacional de medición de calidad de la democracia señala que la paraguaya se ubica –en términos de rendimiento– entre las peores de la región. De hecho, la propia transición paraguaya fue capitaneada por el mismo partido político que sostuvo la dictadura durante 35 años”, sostuvo.

Y no solo es la calidad de la democracia la que se pone en tela de juicio acá, sino cómo tratamos de mejorarla y hacerla cumplir.

En el ámbito de la Justicia, se habla de corrupción, injerencia, beneficios para tapar a otros, donde no solo la Fiscalía es la criticada, sino también otros sectores del sistema, como juzgados y la Corte misma.

Escuchaba lo que decía un jurista hace poco, que la decisión de jueces a veces depende de si los ascienden o los expulsan, que hay injerencia para fallar de alguna u otra forma y que hay presión; presión hasta de la prensa, entonces falta mucho para alcanzar esa independencia.

Y quisiera resaltar lo que dijo el abogado Blas Daniel Bernal Brítez, quien es uno de los postulantes al cargo de fiscal general del Estado. “Debemos despolitizar el Ministerio Público, liberarlo de la política partidaria, pero que sea de forma efectiva y real”, es decir, que considera que existe una injerencia política en la Fiscalía.

Otro que hizo fuertes críticas fue el abogado Won Suk Choi, también postulante, quien habló de que existe un corporativismo entre fiscales para encubrirse entre ellos.

Este tipo de percepciones expuestas siguen vigentes en la ciudadanía y en los propios abogados. Entonces, lo que necesitamos es una persona que nos dé la suficiente confianza de que en la Fiscalía, al menos, se va a trabajar libre de toda injerencia.

Pero antes de cerrar, otro punto importante son las denuncias contra el ministro de la Corte, Antonio Fretes, quien en realidad sigue siendo el presidente de dicha institución solo que con permiso.

Se habla de uso de influencias de sus hijos para beneficiar causas y que él estaba al tanto. Y pese a los pedidos de renuncias para devolver la confianza en la Corte, él sigue atornillado a su silla.

La ciudadanía pide a gritos la independencia de la Justicia. Ojalá la escuchemos.

Dejá tu comentario