País

Ferreiro admite que no se tiene una instancia de respuesta a emergencias

Intendente de Asunción evaluó ayer el estado calamitoso en que quedó la infraestructura capitalina. Recolectan 100 ton. de basuras tiradas irregularmente. Cobertura en desagüe pluvial, gran déficit.

En medio de un panorama de elevado riesgo por las pésimas condiciones en las que quedó la infraestructura urbana, la ciudadanía volvió a la actividad en los diferentes sectores de Asunción, tras la copiosa lluvia, de más de 70 milímetros, caída el pasado viernes.

Profundos pozos abiertos por la pérdida de las tapas de hierro de registros cloacales en un alto porcentaje de las intersecciones de la ciudad; asfaltados resquebrajados que soportaron al límite el embate de los raudales; arroyos desbordados que arrancaron las barandas de protección; muros de contención agrietados son parte de los daños sufridos tras la precipitación.

La insuficiente cobertura en desagüe pluvial, que solo llega al 20% en la capital, es uno de los principales motivos por los cuales, caudalosos raudales se formaron una vez más en avenidas y calles, arrastrando incluso, pesados vehículos.

Concejales capitalinos cuestionan a Ferreiro el 0% de inversión en sistemas de desagüe pluvial, pese a tener G. 30.132 millones para ese objetivo.

Desde la Dirección de Aseo Urbano de la institución municipal, informaron que retiraron más de 100 toneladas de escombros, basura y restos de árboles de la vía pública, la mayoría de ellos arrojados irregularmente en el torrente que corría por las cuadras en declive, obstruyendo sumideros y bocas de tormenta.

El Departamento de Áreas Verdes reportó la caída de 15 vegetales de gran porte, lo cual movilizó a un equipo de 700 obreros comunales para despejar la calzada y proceder a la limpieza de las arterias.

MEA CULPA. En conferencia de prensa, el intendente Mario Ferreiro, acompañado de los integrantes de su gabinete, admitió que pese a tratarse de la capital del país, no se tiene una instancia de respuesta a este tipo de emergencias que afectan a un amplio sector de la población. “Necesitamos esa instancia para distribuir toda la carga, que genera este tipo de acontecimientos, sobre los distintos sectores del Estado paraguayo”, insistió.

Indicó que al inicio de su gestión elaboraron un proyecto para construir el desagüe pluvial que abarca nueve cuencas, pero, por no tener la capacidad de suficiente endeudamiento, solo se hará la obra para dos de ellas y cuyo inicio está marcado para agosto o setiembre de este año.

El director de Administración y Finanzas de la Comuna asuncena, Rolando Alvarenga, dijo que disponen de G. 25.000 millones en el marco de la emergencia vial declarada, en la que se incluirá la reparación de los perjuicios ocasionados por la pasada lluvia.

La directora de Obras, Mirtha Acha, dijo que mientras no mejore el tiempo, no podrán hacer bacheo alguno, pero garantizó que con el apoyo de la PMT identificarán los sitios afectados y procederán a su señalización y a la clausura, de ser necesario.

Dejá tu comentario