País

Explotó ayer la feria de empleos en la UNA con casi 1.000 postulantes

Como síntoma del acuciante desempleo, centenares de jóvenes coparon la primera feria de empleo, en el Campus de San Lorenzo. Una oficina hará una cartera de interesados para el mercado laboral.

La Universidad Nacional de Asunción (UNA) inauguró ayer su Centro de Empleo en el campus de San Lorenzo, el cual se instala a instancias del Ministerio del Trabajo, Empleo y Seguridad Social (Mtess). Se trata de una oficina que fungirá de intermediaria entre la comunidad de estudiantes y egresados –incluido el público en general– con el mercado laboral.

Vanessa Báez, coordinadora de ese centro, estimó “en un cálculo aleatorio” que en todo el campus de la UNA, hay “más de 1.000 personas que necesitan trabajo, tanto universitarios como egresados”.

Ayer, en la primera feria, organizada junto a la Dirección General de Empleo del Mtess y la Cámara Paraguaya de Contact Center (Capacc), se postularon más de 800 jóvenes ante las empresas que participaron de esa actividad.

“Hay carreras que no tienen demanda laboral y ahí es cuando crecen las necesidades. Eso queremos vincular con el mercado laboral”, apuntó.

Fueron siete empresas, de call center y servicios comerciales, las que entrevistaron a los centenares de interesados para cubrir “las más de 100 vacancias laborales que se cuentan actualmente”, indicó Raquel Dentice, presidenta de la Capacc.

EMPLEABILIDAD. El centro en cuestión se encuentra a la entrada de la Dirección General de Extensión Universitaria de la UNA. Estará abierto al público en general y, desde allí, se promoverán estudios de investigación sobre la empleabilidad en el país, sobre las carreras y oficios con más demanda laboral en la actualidad, según explicó Báez.

Ofrecerá, de igual modo, información sobre disponibilidad de vacancias, realización de ferias de empleo dirigidas a universitarios y una participación activa de los académicos de la UNA en las mesas sectoriales con empresarios para identificar las demandas laborales de cada profesión.

Todo esto servirá de insumo –dicen– para ajustar las mallas curriculares y los métodos de aprendizaje de las carreras universitarias.

El Centro de Empleo fue posible mediante el convenio de cooperación suscrito entre la ministra del Trabajo, Carla Bacigalupo, y la rectora de la UNA, Zully Vera. El acuerdo contempla el intercambio de información, con el fin de crear un “mapa de empleabilidad” para permitir a la institución, así como a sus alumnos contar con información actualizada sobre las demandas del mercado laboral.

“La oficina está enfocada a estudiantes y egresados de la UNA, pero está abierta a la gente de afuera, que busca trabajo”, apuntó Báez.

PERFILES. Con los datos de todos los que se acerquen a su oficina, crearán una cartera de ofertas de jóvenes que buscan empleo con la plataforma web paraempleo.mtess.gov.py, la cual fue adquirida por el Ministerio del Trabajo y se vincula directamente con empresas del sector privado. “Traen su currículum, certificados, le creamos un perfil online a través de esa plataforma; vemos sus habilidades y si hay necesidades vemos que un sicólogo laboral oriente a los postulantes”, citó los pasos.

A su vez, concluyó, harán las gestiones para que más empresas accedan a la web del Ministerio. Para ello, prevén realizar dos a tres veces al año este tipo de ferias de empleo.

85 jóvenes se postularon ayer ante las empresas que ofrecieron entrevistas en la primera feria de empleos de la UNA.

100 vacancias aproximadamente tienen las empresas del rubro contac center, de acuerdo con datos de la Capacc.

Cuesta demasiado conseguir el primer empleo; las empresas te piden experiencia, pero tampoco te dan la oportunidad. Cynthia Roa, analista en Sistemas.

Dejá tu comentario