País

En este “tiempo de dolor” llaman a refugiarse en el “ícono del amor”

Ayer tuvo lugar la celebración por el día solemne de Nuestra Señora del Perpetuo Socorro, una advocación mariana considerada “ícono del amor” y fuente de la esperanza del pueblo católico.

Ante la angustia generalizada, incertidumbre e impotencia suscitada por la pandemia del nuevo coronavirus, desde el Santuario Nacional Nuestra Señora del Perpetuo Socorro exhortan a los fieles católicos –y a la ciudadanía en general– a buscar alivio y sosiego ante la imagen de la María, Madre de Jesucristo, el redentor de los pecados del mundo.

Ayer se celebró el día solemne de la advocación mariana de la Virgen del Perpetuo Socorro, venerada como ícono del amor por los padres redentoristas.

El padre Enrique López, párroco del templo –situado en Tacuary y Blas Garay–, arrancó su prédica sobre lo que empuja a los fieles a ir a rezar a la iglesia. En un contexto atípico de esta fiesta patronal, por la pandemia que obliga al confinamiento social, expuso que en la actualidad –más que nunca– el dolor y el sufrimiento llaman a invocar la intercesión de la Madre Inmaculada.

“Estamos viviendo tiempos en donde hay mucho dolor, hay mucho sufrimiento; gente que no tiene trabajo, gente que pasa hambre y gente que está angustiada, con miedo. Esa es la realidad desde donde venimos. Desde el fondo del pozo venimos a pedir socorro y ayuda”, resaltó.

El cura párroco dio cuenta del padecimiento que aflige a todos por igual y no dejó de incluir a ciertos escándalos sexuales que salpican a la Iglesia. “Hay sufrimiento personal, hay sufrimiento en la misma familia, hay sufrimiento en la comunidad. Hoy la Iglesia siente dolor con todas estas personas que cometen pecados de abuso, no necesariamente sacerdotes sino personas vinculadas a la Iglesia. También el dolor en la sociedad por la corrupción”, enumeró sobre lo que desconcierta a la feligresía y la sociedad en general.

Procesión. Desde las 11:00, hoy, luego de la misa de las 10:00 se realizará la procesión vehicular del ícono en las calles del territorio parroquial.

La consigna es que los vecinos adornen sus casas y armen su altar para recibir el paso de la imagen.

“Es un itinerario más largo porque como vamos en vehículos se pasa más rápido. Es la única forma que tenemos ahora”, apuntó el párroco.

El ícono seguirá el siguiente recorrido: Tacuary, 4ª Proyectada, Parapiti, Avda. Rodríguez de Francia, México, República de Colombia, Capitán Figari, Avda. Rodríguez de Francia, Brasil, Tte. Fariña, Estados Unidos, 1º de Marzo, Félix Bogado, Avda. Quinta, Morelos, 6ª Proyectada, Tte. Velilla, Rojas Silva, 11ª Proyectada, Antequera, 9ª Proyectada, Parapiti, Avda. Quinta, EEUU, 3ª Proyectada, México, 2ª Proyectada, EEUU, 1ª Proyectada y Tacuary.


Estamos viviendo tiempos en donde hay mucho dolor, sufrimiento; gente que no tiene trabajo, gente que pasa hambre. Enrique López, cura párroco

Dejá tu comentario