País

El IPS irá a la caza de proveedoras que eviten asegurar a trabajadores

Desde la previsional advierten que el trabajo en negro o la “subdeclaración” del aporte perjudica a la larga al trabajador: No podrá jubilarse como corresponde ni podrá dejar el legado a sus herederos.

El Instituto de Previsión Social (IPS), desde este año, podrá identificar lo que ya vienen manejando de manera extraoficial en la Dirección de Aporte Obrero Patronal (AOP): Empresas contratistas del Estado que no inscriben a la totalidad de sus trabajadores, o bien, “subdeclaran” sus salarios, a modo de evasión de la obligación del seguro social.

En la órbita de la AOP están las empresas constructoras y de servicios de limpieza, según Luis Bareiro, jefe de la Unidad de Promoción y Difusión del Seguro Social del IPS.

“Vamos a realizar un fuerte control para determinar a aquel que licita con el Estado que inscriba a sus empleados en IPS”, avisó.

Desde el Departamento de Inteligencia de la AOP dijo que ya están detectando que empresas que, por ejemplo, hacen rutas o puentes tienen dos o tres trabajadores asegurados en la previsional.

“Hay licitaciones por G. 10.000 millones y solamente tienen cuatro o cinco empleados. Hay que ver qué actividad realizan, pero básicamente podemos presumir que realmente no les inscriben a todos sus trabajadores”, apuntó.

También detectaron, inclusive, que las empresas de servicios de limpieza de instituciones públicas no están declarando a todo su personal. “Automáticamente le inscribimos y le cobramos toda la parte que no declaró por ese trabajador”, refirió sobre lo que ya están haciendo.

A nivel país, se tiene una formalización del 35% de la población; o sea, hay un 65% de informalidad. “Pero aquel que está formal muchas veces subdeclara sus salarios: Hay gente que gana G. 10 o 12 millones, G. 5 o 3 millones, pero declara salario mínimo”, refirió Bareiro

O lo que es peor –resaltó– se le inscribe al empleado como jornalero para declarar menos. “Declarando tu vida laboral en base al mínimo de 18 días, si trabajaste 10 años se te van a computar solo seis años”, alertó, al añadir que si uno no llega a jubilarse como corresponde, será afectada su familia: “Cuando aquel trabajador o jubilado que aportó fallece es importante que se les quede a sus herederos”.

EVASIÓN. De acuerdo con el Sistema de Información Estadística (SIE) de la Dirección Nacional de Contrataciones Públicas (DNCP), hay 27.938 empresas proveedoras del Estado, de las cuales 21.404 firmas están activas.

Daniel Giménez, director de la AOP, explicó que identificar las inconsistencias en los datos declarados será posible por la obligatoriedad –impuesta por el IPS– a las contratistas a que completen los formularios FIP y FIS (Formulario de Identificación Personal y Formulario de Informe de Servicios Personales). “Cada empresa que trabaja con el Estado tiene que declarar el monto del salario y los nombres; ahí vamos a poder detectar si es que están subdeclarando o si están en negro“, separó al concluir que “si no presentan el formulario no se les emitirá el certificado de cumplimiento del seguro social y si no tienen ese certificado se les rechazará su oferta al Estado”.


35 por ciento de la población a nivel país está en el sector formal, el resto se encuentra en la informalidad.

21.404 empresas proveedoras del Estado están en situación activa y estarán en la órbita del IPS, a saber si cumplen.

Es algo muy grave porque le afecta al trabajador: no se va a poder jubilar como corresponde, ni podrá acceder a medicamentos. Luis Bareiro, de la AOP.

Dejá tu comentario