Política

El Ejecutivo firma la reglamentación para producir el cannabis

 

El presidente Mario Abdo Benítez firmó ayer el decreto reglamentario que autoriza la producción controlada de cannabis (cáñamo industrial). La medida puede generar el desarrollo alternativo para aquellos sectores que cultivan ilegalmente la marihuana de uso recreativo.

El anuncio fue realizado por los ministros Arnaldo Giuzzio (Secretaría Nacional Antidrogas) y Rodolfo Friedmann (Agricultura y Ganadería), tras la reunión que mantuvieron en Palacio de Gobierno.

El decreto reglamentario establece que las autoridades de control serán el MAG, la Senad y el Ministerio de Industria y Comercio.

Paraguay es considerado un lugar donde la producción puede ser ideal.

El ministro Rodolfo Friedmann consideró que es un día histórico porque Paraguay integrará un grupo selecto en el mundo. Es el segundo país en Sudamérica, después de Uruguay, en implementar la producción controlada del cannabis a nivel industrial.

“Vamos a ingresar a la producción de cáñamo industrial que va a permitir desarrollar la agricultura familiar campesina. Este nuevo cultivo se va a dedicar en un 100 por ciento a ese núcleo y gente que más necesita”, explicó el secretario de Estado.

PRODUCCIÓN. El decreto presidencial establece un máximo de dos hectáreas de producción por cada familia a nivel país.

Además, permite la importación de semillas para la realización de los primeros ensayos técnicos en el Instituto Paraguayo de Tecnología Agraria (IPTA). La intención es que a partir de abril del próximo año se pueda iniciar la producción convencional.

“Hay empresas interesadas. De hecho, una de ellas está instalada en Paraguay. Donde se habla de asegurar un precio de firmar un acuerdo con los productores”, significó.

Cada productor recibirá 10 millones de guaraníes por hectárea. La intención es realizar dos cosechas durante un año. “Hoy no existe un cultivo en el Paraguay que pueda redituar el ingreso al pequeño productor”, aseveró.

TRAZABILIDAD. El ministro señaló que el MAG va a reglamentar vía resolución todo lo que hace referencia al manejo. Habrá un sistema de trazabilidad desde Senave y la Senad para que haya un control al ingreso de semilla, la producción, el transporte y la industrialización así como la exportación.

En principio, para el 2020 están hablando de 25.000 familias que ingresarán dentro del cáñamo industrial. Están planificando impulsar para la zona de San Pedro, Concepción, Paraguarí y Departamento Central.

“Después de los ensayos que culminarán en marzo se tendrá el estudio técnico para determinar cómo se desarrollaron las semillas en las zonas del país”, significó.

Con relación a la licencia para las empresas que pretenden dedicarse a la comercialización, consideraron que estará reglamentada con base en los parámetros internacionales. En principio, hay dos empresas brasileñas y una paraguaya.


Las cifras
10 millones de guaraníes por hectárea recibirán los productores por cada cosecha. Realizarán dos en el año.

2 hectáreas por cada familia es lo permitido para la producción del cannabis, según el decreto.

25.000 familias campesinas podrán formar parte de la producción. Habrá un sistema de trazabilidad.

Dejá tu comentario