Economía

BCP prevé retomar el crecimiento en el 2020, con variación del 4,1%

Rebote de sectores agropecuario e industrial se sumará a mayor dinamismo de los servicios para dejar atrás al difícil 2019. Reconocen que el impacto de los factores adversos fue el peor en años.

La producción agropecuaria y la industria manufacturera tomarán fuerza en el 2020, acompañadas de un mayor ritmo de expansión de los comercios y los servicios. Así, los tres grandes segmentos económicos (primario, secundario y terciario) llevarán al producto interno bruto (PIB) a un crecimiento del 4,1%.

Esto sostiene el Banco Central del Paraguay (BCP) para argumentar el pronóstico de recuperación económica tras el difícil 2019, cuyo resultado para el cierre del ejercicio permanece en una variación estimada de 0,2%, al borde del estancamiento.

El presidente del BCP, José Cantero, presentó ayer el informe “Evaluación 2019 y Perspectivas 2020. Con bases sólidas para el rebote” y recalcó que dejan sin modificaciones las estimaciones para el 2019 lanzadas en octubre pasado. Estas consisten en una caída de 4,7% del PIB agropecuario, una merma de 2,4% de la producción manufacturera y un crecimiento de 3,3% del sector terciario.

En cuanto al 2020, anunció que la agricultura y la ganadería repuntarán con un crecimiento de 3,8%, mientras que la industria lo hará en 4% y los servicios, en 4,2%. De esta manera, la economía retornará a los habituales niveles de expansión de los últimos años, en línea con su crecimiento potencial.

Entre los factores que integraron la “tormenta perfecta” en el corriente año, Cantero sostuvo que los bajos precios de commodities o materias primas (principalmente la soja) difícilmente se revertirán y que no se puede todavía estimar el impacto de las medidas económicas de Argentina, ya que estas aún no fueron anunciadas, mientras que del lado de Brasil avizora un mejor panorama.

Recordó que este año se dio una inusual combinación de caída de los sectores energético y agrícola, los actores más volátiles de la estructura económica y que representan el 9% del PIB. “Esto tiene una amplificación. Nuestra economía es volátil porque sus principales motores lo son y este año se dio ese efecto”, dijo.

El ministro de Hacienda, Benigno López, reconoció que no se previó de manera temprana el impacto que tendrían los factores adversos en el desempeño económico del 2019 y calificó a este año como al más difícil de los últimos tiempos. La última ocasión en que hubo un desempeño económico menor fue en el 2012, cuando el PIB cayó 0,5%.

“El 2019 fue tal vez de los (años) más complicados que nos haya tocado pasar, (por) una serie de eventos domésticos e internacionales. El efecto climático fue muy duro, casi el 23% de la agricultura fue golpeada, que trajo un impacto importante en toda la cadena. El efecto y la profundidad de lo que nos iba a tocar vivir fue pasando un tanto desapercibida al primer trimestre”, expresó.

Embed


BID: La región está tocando fondo
El economista jefe del Banco Interamericano de Desarrollo (BID), Eric Parrado, explicó que América Latina está tocando fondo en el 2019, con un crecimiento de apenas 0,2%, muy por debajo del 3% en que la economía está creciendo a nivel mundial y lejos del 6% de expansión de Asia Emergente. Sin embargo, dijo que nuestra región empezará a recuperarse en 2020, a un nivel de 1,8%, y que se cerrará la brecha entre el 2024 y el 2025. Agregó que los estallidos sociales demuestran que el crecimiento económico debe contar con planes de mejor distribución de los ingresos.

Dejá tu comentario