País

Arroyos Morotî y Mburicaó suplican auxilio ciudadano

 

Un incalculable cúmulo de todo tipo de desechos y el olor pestilente se apoderan del arroyo Morotî, en el barrio Santa Ana, de Asunción. Es el mismo cauce en el que a principios de este año una maquinaria logró extraer 450 toneladas de basuras.

Por su pequeña costa transitan los pobladores de la zona. A ellos el paisaje contaminado de su habitual entorno pareciera no generarles impresión o preocupación. De hecho, una gran parte contribuye para el deterioro cada vez que arrojan al agua sus desechos. O de manera indirecta, cuando contratan a personas con motocargas, a un precio de G. 10.000 o G. 15.000, para que retiren de sus patios los residuos domiciliarios. Pero, según varios vecinos, la mayoría de los carriteros, como los llaman comúnmente, terminan arrojando los desperdicios en el propio arroyo.

Según los moradores, los residuos hicieron que el nivel del cauce aumente, por lo que con cada lluvia hay desborde y los hogares aledaños se inundan. Esta es la realidad que se refleja en torno a los recursos hídricos de la capital y área metropolitana.

CAMPAÑA. También existe un gran número de voluntarios autoconvocados a través de las redes sociales, para realizar mingas ambientales en los emblemáticos arroyos de sus barrios. Este despertar y las presiones ciudadanas también lograron que las autoridades diseñen proyectos para generar campañas de concienciación.

Desde el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible (Mades) afirmaron que realizarán un intercolegial, a ser anunciado en 15 días aproximadamente, para ejecutar una minga ambiental a lo largo del arroyo Mburicaó, que, como el Morotî, es otro de los afectados. Prometieron continuar con la limpieza hídrica que iniciaron. Para este fin de semana anuncian la limpieza en el arroyo San Lorenzo. Posteriormente irán a los cauces de los municipios de Limpio y Mariano Roque Alonso.

Las basuras, ramas y tierras aumentaron el nivel del arroyo y con cada lluvia
este cauce se inunda. Josefina Núñez, barrio Santa Ana.

Dejá tu comentario