Política

Añetete baja el pulgar a Bogado y es inminente su pérdida de investidura

El senador cartista, condenado por caso niñera de oro, ya no goza de la protección de la mayoría de sus colegas, quienes plantearán la convocatoria a una sesión extraordinaria para tratar el tema.

Con la definición del movimiento Colorado Añetete a favor de la pérdida de investidura del senador Víctor Bogado, la suerte del legislador cartista estaría echada y su destitución es inminente, dado que se alcanzarían los votos requeridos. Una situación que guarda relación con este caso es además lo que decida hoy el Senado en el estudio de la reglamentación de la pérdida de investidura. El documento remitido por Diputados establece que la destitución de un legislador debe contar con la aprobación de la mayoría absoluta, y no de la simple mayoría de los presentes, como establece la Carta Magna.

Ayer en el Senado se inició la movida para que el día de hoy se le solicite al presidente del Senado, Silvio Ovelar, una convocatoria a sesión extraordinaria, a modo de tratar el caso Bogado, dado que ya tendrían los votos requeridos para la destitución.

El panorama estaba incierto a primeras horas del día de ayer, a raíz de que el pedido para una extraordinaria para finiquitar la expulsión del cartista, promovida por la bancada de Patria Querida, no contaba con las firmas necesarias. La suerte fue cambiando y luego, además de las firmas del PPQ y Hagamos, se adhirieron los integrantes del Partido Democrático Progresista (PDP) y, finalmente, con la decisión de Añetete de apoyar la pérdida de investidura, se inclinó la balanza hacia la destitución de Bogado.

El senador abdista Enrique Bacchetta actuó como vocero de la bancada de Añetete, tras la reunión llevada a cabo en el despacho del presidente del Senado. “Se tomó la decisión y es de bancada”, expresó Bacchetta, y dijo que el caso se ceñiría al debido proceso.

Hoy se aguarda que la oposición acompañe el pedido de moción de preferencia para que el caso Bogado se trate en la brevedad posible en la extraordinaria.

“Ya nos pusimos en comunicación con la mayoría de las bancadas para informarles (del pedido) y ya está a criterio de los colegas acompañar el pedido de extraordinaria o acompañar el pedido de moción sobre tablas”, dijo el senador del PPQ Stephan Rasmussen.

MAYORÍAS. Otro punto importante que está atado a la suerte de Bogado es el tratamiento en el segundo punto del orden del día del proyecto de ley que reglamenta la pérdida de investidura.

Con el documento que aprobó Diputados, se requiere la mayoría absoluta, que en el caso del Senado constituye 23 votos, para la destitución.

No obstante, tanto los abdistas como otras bancadas se oponen a la aprobación tal como vino de Diputados, dado que constituiría un “blindaje” a la situación de Bogado. “Otros aducen que habiendo 23 senadores (presentes), con 13 votos se proceda a la pérdida de investidura”, dijo Bacchetta, pero a este procedimiento se oponen los cartistas. Por su parte, la senadora Desirée Masi señaló, respecto al procedimiento a aplicarse, que según la reglamentación que se apruebe el proceso puede durar ocho días, siendo notificado el afectado, garantizando su derecho a descargo, y finalmente se pasa a la votación para su destitución o no.

Votos para el pedido de pérdida de investidura de Víctor Bogado.png

Dejá tu comentario