Mundo

Alertan del conflicto entre Trump y sus servicios secretos

 

La relación entre el presidente Donald Trump y sus servicios secretos está irremediablemente rota, lo cual pone en peligro EEUU en caso de crisis, dijeron ayer ex oficiales de la CIA.

Una semana después de que Trump calificara de ingenuos a sus servicios de inteligencia por cuestionar sus opiniones sobre Irán y Corea del Norte, estos ex espías opinaron que el conflicto entre ambas partes se estaba volviendo muy peligroso. “Una guerra abierta como esa puede afectar las decisiones de los servicios de inteligencia y también las decisiones políticas”, opinó George Beebe, ex director de análisis sobre Rusia en la CIA. Según él, a partir de ahora, cuando los servicios secretos tengan que alertar al presidente sobre una crisis inminente, el primer pensamiento de Trump será: “Están intentando confundirme para buscarme algún problema”.

“Si los servicios de inteligencia alertan de algo, pero quien tiene que escuchar ese aviso no lo hace, el resultado no es diferente de si no hubiera ningún tipo de aviso”, dijo Beebe.

Beebe y otros ex miembros de la CIA intervinieron en un debate organizado por el laboratorio de ideas Centro por el Interés Nacional, en Washington, tras el último enfrentamiento público entre Trump y sus servicios secretos.

La semana pasada, en la presentación de su evaluación anual sobre las amenazas globales, los servicios de inteligencia contradijeron ante el Congreso varias afirmaciones de Trump. Según ellos, a diferencia de lo anunciado por el presidente, el Estado Islámico aún no fue derrotado, es poco probable que Corea del Norte renuncie a sus armas nucleares y Teherán está cumpliendo con el acuerdo sobre armamento atómico del que se retiró EEUU por decisión de Trump. El mandatario respondió que los servicios secretos se equivocaban y convocó al director de Inteligencia, Dan Coats, y la jefa de la CIA, Gina Haspel, para abordar esa cuestión. “¡La gente de inteligencia parece ser extremadamente pasiva e ingenua cuando se trata de los peligros de Irán. Están equivocados!”, tuiteó Trump. “¡Tal vez la inteligencia debería regresar a la escuela!”, añadió. El presidente mantiene malas relaciones con sus servicios secretos desde que revelaron, tras su victoria electoral de noviembre del 2016, que Rusia interfirió en los comicios para ayudarle. Trump calificó el informe de politizado y de noticia falsa, antes de aceptar la versión del presidente ruso, Vladimir Putin, según la cual no hubo nunca ninguna intervención rusa en las elecciones.

Dejá tu comentario