Economía

Admiten que hubo error en adjudicación de ruta Transchaco

El MOPC confirmó que la empresa adjudicada inicialmente incumplió el pliego. La institución decidió disolver la unidad que se encargaba de manejar las licitaciones financiadas por el BID.

El Ministerio de Obras Públicas y Comunicaciones (MOPC) admitió ayer que hubo un error en la evaluación de ofertas que realizó Unidad Ejecutora de Proyectos (UEP) de la cartera, para la adjudicación de la rehabilitación y mantenimiento del lote 7 de la ruta PY09, más conocida como la Transchaco.

Por este motivo, se designó a un nuevo comité que reevaluó las ofertas de todos los participantes y se cambió la adjudicación inicial, según confirmó ayer el viceministro de Obras de la cartera, el ingeniero Ignacio Gómez.

Ahora, la firma EDB Construcciones (de Enrique Díaz Benza), que presentó una propuesta por G. 457.323 millones (USD 72,5 millones) –USD 3 millones más cara que la oferta más barata–, ejecutará la obra en cuestión, que abarca desde el Km 450 (Villa Choferes) hasta el Km 525 (Mcal. Estigarribia).

Recordemos que, en un comienzo, el proyecto se había otorgado a la firma de Talavera y Ortellado SA (Tocsa SA) por G. 434.866 millones (USD 69 millones al cambio actual), que fue la oferta más barata de la licitación, pero tras una protesta ante Contrataciones Públicas se revocó esta adjudicación.

“Hicimos una revisión exhaustiva de la evaluación y encontramos que realmente no se contempló en la evaluación ese punto protestado y que es una causal de descalificación del oferente. Por eso se ordenó la reevaluación para verificar no solamente eso, sino todo lo demás. Todas las ofertas se reevaluaron”, resaltó.

Respecto al punto protestado, el viceministro corroboró que, efectivamente, la oferta de Tocsa SA debió ser descalificada porque en su propuesta consignó una cantidad de cemento menor a la que exigía el pliego para la obra. “Confirmamos que la empresa estaba con un incumplimiento insalvable. Hubo un error en la evaluación que fue involuntario porque esa parte estaba bien contemplada en el pliego”, manifestó.

DISUELVEN CUESTIONADA UNIDAD. Gómez también confirmó a este diario que el MOPC resolvió disolver la UEP, unidad “especial” que fue creada durante el Gobierno anterior, para “agilizar” la ejecución de los proyectos financiados por el BID, que justamente financia parte de las obras de la Transchaco.

Vale señalar que la unidad, que hasta hace poco estaba gerenciada por el ingeniero Marcelo Pizurno, se encargó de manejar las cuatro licitaciones que fueron adjudicadas el año pasado para las obras de la ruta PY09, incluyendo el lote 7, que fue muy criticado. Con la disolución de la UEP, Pizurno por lo pronto no tiene contrato con el MOPC.

La UEP también se encargó de gestionar el fracasado Metrobús, entre otras obras, que fueron muy cuestionadas y además pagaba siderales salarios a sus directivos y no se regía por la ley de la función pública.

El viceministro resaltó que la UEP se eliminó para potenciar las Direcciones de Vialidad y Caminos Vecinales del MOPC, que a partir de ahora se encargarán de administrar las obras que venía manejando la unidad. “No se tuvo el rendimiento esperado”, dijo.


Arrancaron los trabajos en el lote 6 de la ruta PY09
Ayer se iniciaron los trabajos de rehabilitación en el lote 6 de la ruta PY09, que abarca desde el km 390 al km 450, según informó el MOPC. “Dimos la orden de inicio para el lote 6 y estamos observando los primeros metros de lo que se llama la base de asiento”, dijo el ministro de Obras Públicas, Arnoldo Wiens, que recorrió ayer la zona de obras.
El lote 6 está cargo del consorcio Boquerón, que está compuesto por las empresas Constructora Isacio Vallejos SA (CIVSA), que trabajará desde el km 390 al km 420, y la empresa Ingeniería de Topografía y Caminos S.A (T&C SA), que estará en el tramo comprendido entre el km 420 al km 450.
La obra consiste en la construcción de una plataforma independiente de la vía existente dentro de la franja de dominio, con el mantenimiento de la calzada actual como camino auxiliar, lo que posibilitará no interrumpir el tránsito normal por la ruta. El proyecto es financiado por la CAF) y el BID.

Dejá tu comentario