Economía

Acreedores buscan embargo a exportadora local de soja

 

Como hay sospechas de que Vicentin Paraguay registra ganancias, a diferencia de lo que sería su casa matriz en Argentina, los acreedores de esta última buscan recuperar su dinero a través de embargos de las utilidades de sus miembros que operan en el extranjero.

El abogado Mariano Moyano, que representa a los prestamistas convocados para negociar los pagos al declararse en default, contó que está reuniendo evidencias para presentar la próxima semana al Ministerio Público ante sospechas de evasión de impuestos y lavado de dinero a través de un esquema de triangulación de las exportaciones de soja.

“No coinciden las cifras de exportación con la facturación de Vicentin Paraguay. Lo que nosotros tememos o sospechamos es que la soja argentina se haya hecho figurar como paraguaya para evadir todo este tema tributario”, lanzó.

De acuerdo a Moyano, hay indicios de ingreso de soja argentina al Paraguay, donde toda la materia prima se factura como paraguaya para volver al vecino país y ser reexportada desde allí sin pagar los impuestos correspondientes por las exportaciones de granos en estado natural.

“Acá prácticamente no pagan impuestos, entonces es muy tentadora la triangulación”, insistió.

Sin embargo, afirmó que el principal objetivo de los acreedores es localizar las utilidades de la empresa para reclamar su embargo, ya que no están interesados en el proceso judicial de Argentina, donde creen que no recuperarán su dinero.

Impuestos. Según los cálculos del abogado, Vicentin Paraguay alcanzó en el 2018 un ingreso de divisas por USD 200 millones, monto que el año pasado subió a más de USD 219 millones, si se toman los datos de comercio exterior de la Cámara Paraguaya de Exportadores y Comercializadores de Cereales y Oleaginosas (Capeco).

Para Moyano además es llamativo que a pesar de esta suma de dinero, la empresa no figure siquiera entre las mejores 500 aportantes al Fisco, aunque por otro lado considera que podría ser por los bajos impuestos que impone el país a los productos agrícolas.

A su vez, el viceministro de Tributación, Óscar Orué, explicó que el hecho de que no esté en la lista de las empresas que más impuestos pagan, no es un indicio de evasión. “Que presenten su denuncia porque no hay ninguna investigación, no hay nada”, especificó.

Añadió que incluso ninguna agroexportadora está en ese ránking, ya que con el sistema de devolución del crédito fiscal el aporte llega a ser negativo.

Participación. El año pasado se exportaron 4.888.651 toneladas de soja, donde Vicentin Paraguay tuvo una participación del 15%, pero sus actividades están paralizadas desde este enero, tampoco tiene representantes en el país.


las cifras
684.411
toneladas de soja en estado natural exportó Vicentin Paraguay durante el 2019.

219 millones
de dólares recibió la empresa por el total de las exportaciones realizadas el año pasado.

Dejá tu comentario