Política

Abogado de Rivas asume defensa de casero y posterga el juicio oral

El abogado Jorge Bogarín entró como defensor de uno de los acusados. Pidió tiempo para preparar el caso. El lunes, en la preliminar, se define si el legislador Tomás Rivas va o no a juzgamiento.

El abogado del diputado Tomás Fidelino Rivas entró ayer como defensor de uno de los supuestos caseros, con lo que logró la postergación del juicio oral que debía iniciarse ayer.

Paralelamente, para este lunes está fijada la audiencia preliminar del legislador, ante el juez Raúl Florentín, donde se definirá si debe o no ir a juicio oral.

Los jueces de sentencia Carlos Hermosilla, Héctor Fabián Escobar y Wilfrido Peralta, tras admitir su personería en la causa, decidieron postergar el inicio del juicio oral, aunque notificarán a las partes de la nueva fecha.

En la causa, ayer debía iniciarse el juicio para los acusados Lucio Romero, Reinaldo Chaparro y Nery Franco, todos ellos acusados por supuestos hechos de estafa y cobro indebido de honorarios.

Según la acusación del fiscal Luis Piñánez, eran caseros en los inmuebles del diputado Tomás Rivas, pero percibían salarios de la Cámara de Diputados.

El caso se inició como consecuencia de una publicación periodística de ÚH.

DEFENSOR. El Dr. Jorge Bogarín, defensor del diputado Rivas, se presentó ayer junto con el abogado Gustavo Leguizamón, para asumir la defensa de Lucio Romero, uno de los coprocesados.

Así, el encausado le revocó el poder al abogado Miguel Ariete, a quien el Tribunal de Sentencia le dio permiso para abandonar la sala de juicios.

Bogarín sostuvo que pedía tiempo para estudiar el expediente –pese a que ya representa a Rivas–, ya que solo esa mañana le habían pedido que interviniera en defensa de Romero.

Sostuvo que si bien era abogado de Rivas, la porción de los hechos por la que se acusa a Romero, no eran los mismos por los que se acusaba al congresista.

El juez Hermosilla le consultó si no había incompatibilidad para la defensa, teniendo en cuenta que podría haber un conflicto de intereses entre Rivas y Romero.

Bogarín sostuvo que a su modo de ver no existía, por lo que pidió el plazo para poder preparar la defensa del encausado.

Por otro lado, también señaló que en el caso de Rivas, el lunes iba a ser la preliminar, donde incluso podría no llegar a juicio oral.

Al final, se requirió el parecer del fiscal Piñánez, que no se opuso a la postergación del juicio oral, teniendo en cuenta el derecho a la defensa del acusado.

Con ello, finalmente, los jueces postergaron la audiencia aunque no fijaron aún nueva fecha para el juicio oral, como se acostumbra.

Esta situación fue tomada como que podrían esperar a ver qué se decide en la audiencia preliminar para el diputado Rivas.

En caso de que se eleve a juicio oral la causa contra Rivas, podría acumularse a la de los caseros, con lo que no haría falta hacer dos juicios orales, sino uno solo. Así, no se deberá repetir el juicio con respecto al congresista.

Según Bogarín, que defiende a Rivas, este lunes, el diputado se presentará a la diligencia, con lo que supuestamente la preliminar podría realizarse sin inconvenientes.

Hay que recordar que por numerosos incidentes y recusaciones, la causa ya lleva más de tres años, ya que su desafuero se demoró más de un año en la Cámara Baja.

Dejá tu comentario