Interior

A golpes comerciantes evitan un reordenamiento en CDE

 

Una comitiva de funcionarios administrativos del Mercado de Abasto Municipal y agentes de tránsito fueron repelidos a golpes, empujones, piedras y huevos por una turba de comerciantes que se opuso al despeje de la calle, donde exhiben sus mercaderías.

El administrador Alejandro Martínez, la asesora jurídica Alice Monges y los demás funcionarios se dirigieron ayer al sector E mayorista del populoso centro comercial para despejar la vereda y las calles de mercaderías, cuando los comerciantes reaccionaron y comenzaron a agredir a los funcionarios.

Uno de los agresores rompió el parabrisas y el retrovisor de una camioneta propiedad de la Municipalidad de Ciudad del Este, al golpearlos con un casco, atendiendo a las filmaciones en teléfonos celulares que se viralizaron a través de las redes sociales. El chofer sufrió lesiones, en consecuencia.

El conductor, identificado como Walter Alexis Grance, de 21 años, denunció el hecho ante la Comisaría 3ª del barrio Obrero, ubicado a pocas cuadras del lugar. El vehículo dañado es una camioneta de la marca Chevrolet, modelo S10, con matrícula CDD069 Paraguay, que estaba a cargo del trabajador.

La administración del Mercado venía trabajando desde hace varios meses en el reordenamiento del centro comercial, debido a que la mayoría de los comerciantes depositan sus mercaderías en exhibición en la vereda y la calle, obstaculizando el tránsito de rodados, que todos los días sufre un embotellamiento en el sector, debido a la importante cantidad de vehículos que circulan en el lugar. Como parte del plan se habían señalizado las calles y se prohibió el estacionamiento de vehículos de los propietarios de locales comerciales dentro del mercado, para que los compradores dispongan de espacios para estacionar sus vehículos.

Los comerciantes fueron notificados desde hace varias semanas, pero cuando ayer los intervinientes comenzaron a recoger sus mercaderías, algunos de ellos reaccionaron agrediéndoles, apoyados por otros comerciantes del sector mencionado.

Los agentes de la Comisaría 3ª por su parte informaron que los funcionarios municipales no habían solicitado el acompañamiento para precautelar la integridad física y garantizar el desarrollo del procedimiento.

“Se avisó con anterioridad. Nosotros actuamos por pedido de los otros comerciantes que cumplen la ordenanza que prohíbe la exhibición de las mercaderías en la calle y también de los compradores que tienen dificultades para desplazarse en la calle”, afirmó Alejandro Martínez, administrador del mercado.

Dejá tu comentario