4 de diciembre
Domingo
Parcialmente nublado
19°
31°
Lunes
Mayormente despejado
21°
34°
Martes
Parcialmente nublado
23°
33°
Miércoles
Mayormente nublado
23°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
domingo 28 de agosto de 2016, 01:29

Un seguidor del EI atenta en una iglesia de Indonesia sin causar víctimas

Bangkok, 28 ago (EFE).- Un supuesto seguidor del Estado Islámico (EI) hizo estallar hoy una bomba en una iglesia de la ciudad de Medan, en el norte de la isla indonesia de Sumatra, oeste del país, sin causar víctimas entre los feligreses congregados, informan medios locales.

El varón accionó el pequeño explosivo que portaba en una mochila a primera hora del domingo en la iglesia católica Saint Yoseph resultando el mismo herido, informó el diario Jakarta Post.

Según un testigo, el atacante estaba sentado en los bancos dentro del recinto religioso junto a otras personas cuando accionó el artefacto explosivo.

Aún herido leve, el presunto yihadista sacó un hacha de su mochila para cargar contra el cura, quien en ese momento se encontraba en el púlpito.

No obstante, los feligreses lograron detener al atacante y reducirle hasta la llegada de la Policía.

Los agentes evacuaron la iglesia y realizaron una detonación controlada sobre las otras pertenencias del agresor por si guardaba más explosivos.

El testigo señaló al Jakarta Post que el asaltante portaba símbolos vinculados al grupo terrorista Estado Islámico.

El 14 de enero de este año, presuntos yihadistas del EI actuaron contra un puesto policial y un centro comercial de un céntrico barrio de Yakarta.

Ocho personas, entre las que se cuentan cuatro terroristas, fallecieron en el ataque en la capital indonesia, en el que resultaron heridas más de una decena de civiles.

Expertos en seguridad creen que ese ataque forma parte del intento del EI por establecerse en Indonesia, donde el grupo terrorista tiene el objetivo de instalar un "califato regional".

Las autoridades creen que unos 500 indonesios han viajado a Siria e Irak para unirse al EI, de los cuales un centenar habría regresado al país asiático.

Indonesia, donde los musulmanes representan el 88 por ciento de los 250 millones de habitantes, ha sufrido varios atentados islamistas, incluido el ocurrido en la turística isla de Bali en 2002 que causó 202 muertos, la mayoría turistas extranjeros.