19 de agosto
Sábado
Poco nublado con tormentas
13°
28°
Domingo
Parcialmente nublado
22°
Lunes
Despejado
11°
23°
Martes
Despejado
17°
27°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Revista Vida
lunes 22 de mayo de 2017, 15:56

Un "método natural" para aprender idiomas

Aprender una segunda lengua, además de la materna, casi nunca es fácil, pero un mundo cada vez más conectado obliga a conocer otros idiomas, para no quedar rezagado profesionalmente por falta de comunicación. Stephen Krashen viene estudiando y desarrollando, desde hace 40 años, un sistema en el que la adquisición de un nuevo lenguaje se hace de manera natural: el "natural approach".
Por Carlos Darío Torres
Le pasa a cualquiera. A cualquiera con ganas de aprender una nueva lengua. Lo que asusta y puede hacer flaquear la voluntad es el momento en que el profesor empieza a dar lecciones sobre la gramática del idioma que se está tratando de entender. Pero hay un método que permite hablar en una segunda lengua dejando de lado la odiosa gramática: el enfoque natural o natural approach.
"Llevo investigando y estudiando este tema desde 1975", afirma Stephen Krashen, lingüista y psicólogo estadounidense, creador del método natural, un camino para la adquisición de una segunda lengua. El término "adquisición" no es arbitrario, pues según el experto, un segundo idioma, más que aprender, se adquiere, como la lengua materna.
"Una segunda lengua no se adquiere estudiando, tampoco cuando la hablamos nomás, ni cuando escribimos ni cuando alguien nos corrige continuamente. Adquirimos una lengua de una sola manera: cuando entendemos lo que la gente nos dice y cuando entendemos lo que leemos", explica.
¿Y cómo funciona? "En primer lugar, vas a una clase y el profesor te cuenta una historia interesante, tan interesante que te olvidás de que está en inglés. El profesor te ayuda a entender, hay ilustraciones, algunas veces un poco de la lengua materna, traducciones, se usa mucho movimiento, gestos y lenguaje corporal", añade Krashen.
Para quienes prefieren dejar pasar esa materia que nos enseña cómo se deben ordenar y combinar las palabras, no hay mejor sistema que este. Más tarde Krashen dirá que sí hay personas que aman la gramática y que encuentran un placer intelectual en tratar de aprenderla, pero que como ayuda para que alguien llegue a apropiarse de una lengua no sirve de nada.
"Hay gente que estudia gramática por muchos años, pero no aprende la lengua, porque son dos sistemas diferentes. Por ejemplo, yo mismo colaboré en la parte de gramática en un libro en español... y mi español es un desastre. Pero conozco todas las reglas. El estudio de la gramática es muy importante, pero no sirve para adquirir una lengua", dice.
Sin embargo, a veces es importante darle a la gente un poco de gramática "para que esté feliz" y para satisfacer su curiosidad. "La gramática viene sola, porque ya está, viene con el idioma, no se puede aprender gramática estudiándola, es muy complicada. En realidad no contribuye al aprendizaje, y si alguien está interesado en saber más de gramática, que estudie lingüística", propone.
Contáme un cuento
Con el método de Krashen, las clases para principiantes son historias fáciles que les gustan a los estudiantes. Deben ser tan interesantes como para que los chicos puedan olvidarse de que están en otro idioma. "Y cuando vayan mejorando, se puede empezar con la lectura; simple nomás, al principio. Eso sí, sin las ilustraciones es imposible, tienen que ser entendidas de la forma que sea", añade.
"No hace falta que entiendas todas las palabras, solo más o menos. Poco a poco el principiante va a ir adquiriendo la lengua. No es necesario hablar, no es necesario escribir ni estudiar las reglas gramaticales. Es lo que llamo adquisición de la lengua. Es muy natural", destaca el lingüista, aunque advierte que con el vocabulario suelto tampoco se puede aprender una segunda lengua, porque existen demasiadas palabras y no hay bastantes horas en el día para aprenderlas todas.
Krashen cuenta que es uno de los inventores del método de contar historias el TPR Storytelling. "Es mejor, justamente porque cuenta historias", asegura. Es el método utilizado en Japón para enseñar el inglés como segunda lengua.
Le preguntamos si es más ventajoso que el estudiante posea un alto nivel cultural y de educación. Responde que "probablemente es mejor lo contrario, porque si usted es más educado, va a estar más interesado en la gramática. El secreto es relajarse, escuchar y olvidar que está en otra lengua".
Otro punto que solemos dar por sentado es que un niño aprende una segunda lengua más rápido que un adulto. Pero el especialista nos sorprende diciéndonos que no es tan así y que cuanto más viejo se es, más rápido se aprende: una realidad demostrada por todas las investigaciones hechas sobre esta materia.
"Es más fácil porque ya entendés el mundo. Cuando sos chico estás absorbiendo. La gente mayor entiende mejor el mundo en el que está inmerso y aprende más rápido, pero eso no quiere decir que adquiere la lengua como un nativo", alerta.
Un ejemplo para ilustrar: si usted y su hijo van a Rusia, usted va a hablar ruso antes que su hijo, va a poder comunicarse antes. Existe lo que se denomina periodo silencioso: su hijo tardará más, pero después de dos años, cuando lo haga, sonará más como ruso y usted seguirá hablando con acento extranjero.
Y si uno no pudo viajar a Rusia, el resultado es el mismo. El profesor le va a decir cosas y usted va a aprender antes, porque su comprensión va a ser más rápida y también su capacidad de conceptualizar. Pero un chico que pasa por ese periodo silencioso, dos años después va a tener mayor capacidad en la parte fonológica. Se va a oír más como un hablante nativo. El adulto tiene la capacidad de procesar mejor antes, pero para tener un acento es mejor empezar temprano.
Otro aspecto a tener en cuenta es la traducción. ¿Vale traducir? Krashen asevera que a veces, cuando hay problemas para entender una imagen, se puede traducir, pero la interrupción para una traducción simultánea tiene que ser como una herramienta, porque de lo contrario se afecta a la comunicación, interfiere y es poco efectiva.
Relegado
idiomas2.jpg
Si bien el enfoque natural presenta las ventajas mencionadas, en el mundo, por alguna razón, el modelo de aprendizaje gramatical es el más famoso, el que prevalece. Hay varias razones para que esto suceda, manifiesta el experto. Muchos intelectuales encuentran placer en estudiar la gramática, porque es estéticamente hermosa, resalta.
Lo segundo es el dinero. "Las editoriales tienen invertido mucho dinero en libros de gramática, y si yo tuviera razón, sería un desastre, son billones que perderían si se demostrara que es prescindible", señala. Y en tercer lugar están los profesores, los académicos. "Si yo estoy en lo correcto, entonces ellos están equivocados y su carrera llegaría a su fin, se quedarían sin trabajo", subraya.
El método se puede aplicar al aprendizaje de cualquier idioma, afirma el experto y resalta que está basado en estudios de 40 años. Hoy posee más de 500 artículos publicados y 10 libros. "Esta es una revolución intelectual. Me hice de muchos enemigos, no a propósito, no era mi intención, pero todas mis publicaciones han recibido ataques durante 40 años. Sin embargo, sigo aquí", asevera.
Existen métodos híbridos que, según Krashen, no funcionan. "Tratan de hacer una mezcla, hacen programas más comprensivos, y eso no funciona". Pero al hacer un estudio comparativo entre el método de la adquisición versus los demás, el de Krashen gana en comprensión, en comunicación. Lo mismo ocurre en el campo de la gramática, en donde es igual o un poco mejor. Y en la enseñanza de materias en lengua extranjera en un nivel intermedio, el método natural también es igual o mejor.
Hay muchos otros métodos que actualmente recurren al enfoque natural, donde la piedra angular es la comprensión. "Se puede memorizar lo que no se entiende, pero no va a ser efectivo en tu comunicación. A menos que vos entiendas no podés adquirir la lengua. Esto es como un macroenfoque, como un norte filosófico", concluye el especialista. Hacia allí podríamos apuntar la próxima vez que pensemos en adquirir otro idioma.
...................................
Leer todo
Para pasar de un nivel principiante al avanzado, el secreto del éxito es la lectura, lectura, lectura. "Cualquier cosa: basura, cualquier cosa que te guste, historietas, revistas, historias fáciles. Películas, no tanto, porque es para más avanzados, pues cuentan historias más complejas", recomienda Krashen.

..................................
Es mejor un nativo
Que un profesor no sea nativo no es un problema. Es mucho mejor tener un profesor local que entienda cómo se realizan las cosas que tener uno nativo que no lo sabe. "Es mejor porque el acento no lo adquirimos de nuestro profesor, sino de los amigos o de los héroes; los jóvenes lo sacan de Justin Bieber, por ejemplo. Su acento no proviene de su padre o de su madre, sino de sus amigos. Lo que su acento demuestra es a qué grupo usted pertenece", afirma Stephen Krashen.