25 de junio
Domingo
Muy nublado
19°
28°
Lunes
Mayormente nublado
19°
27°
Martes
Parcialmente nublado
19°
28°
Miércoles
Mayormente nublado
17°
27°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Nacional
miércoles 9 de noviembre de 2016, 12:02

Fiuna: Estudiantes retienen a decano dentro de su auto

VIDEO. Un grupo de estudiantes y padres de familia retuvo este miércoles el móvil del decano de la Facultad de Ingeniería de la Universidad Nacional de Asunción (UNA), Ever Cabrera, donde se mantiene un ambiente tenso.

Unos 50 estudiantes de Fiuna se colocaron frente al móvil del decano Ever Martínez para evitar que el docente se retire del sitio. Sucedió después de que el decano haya presentado este miércoles ante el Consejo Directivo un "plan" para destrabar la huelga en Ingeniería.

El grupo impidió que Cabrera salga del estacionamiento del Rectora de la UNA, ubicado sobre la avenida España, e inclusive derramaron agua por el vehículo y lo escupieron, luego de gritar que él "no va a seguir siendo decano".

La situación se presenta "muy tensa" en estos momentos. Si bien el decano en cuestión logró salir del auto, solo pudo "escapar" para ingresar a una de las salas del Rectorado y refugiarse, sitio en donde sigue retenido hasta estas horas.

Embed

Un fuerte forcejeo se vio entre estudiantes y guardias de seguridad, pero la masa de alumnos pudo derribar barreras para evitar el paso del decano.

Sucedió luego de que se finalice un debate en la sesión del Consejo Administrativo, en donde Cabrera fue a presentar un informe sobre el plan de acción para destrabar la huelga estudiantil.

Existían dos mociones, una proponía que el tema sea tratado este lunes en sesión extraordinaria del Consejo Superior Universitario y la otra era dar un plazo (un mes) para desarrollar el plan y recalendarizar las clases y exámenes una vez levantada la medida de protesta.

Al término del debate, que finalizó con la propuesta de tratar el lunes esta cuestión en sesión extra de la Asamblea, el decano intentó retirarse del lugar, pero la marea estudiantil se lo impidió.

Quedó retenido por al menos 15 minutos o más. Luego salió para ingresar a una de las salas del Rectorado, donde sigue varado.