23 de agosto
Miércoles
Despejado
24°
34°
Jueves
Despejado
25°
35°
Viernes
Despejado
23°
35°
Sábado
Muy nublado
20°
34°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
País
jueves 22 de junio de 2017, 02:00

En fiesta de la Virgen levantan una capilla para la “adoración perpetua”

A un costado del Santuario de Nuestra Señora del Perpetuo Socorro erigen un pequeño oratorio que será destinado a la adoración perpetua a la hostia consagrada.

“La idea es tener un espacio donde rezar las 24 horas a la hostia consagrada, que es el cuerpo de Jesucristo”, menciona el padre Bonifacio Romero, cura párroco del templo de Nuestra Señora del Perpetuo Socorro.

El novenario por los 151 años de devoción al “ícono de amor” –como se conoce al cuadro de la Virgen– empezó el pasado domingo. El 27 de junio se celebrará la fiesta patronal y para esa ocasión se espera tener terminada la capilla, enclavada a un costado del Santuario, ubicado en barrio Obrero, sobre Tacuary entre 3ª y 4ª Proyectada.

“La adoración perpetua consiste en la presencia de al menos una persona ante el Santísimo; así como en la iglesia hay un sagrario, el lugar donde guardamos la hostia consagrada que no se llegó a consumir del todo”, refuerza el párroco.

Cuenta que esperan que los fieles se anoten para armar la lista de quienes tendrán su hora y día para la “adoración perpetua”, un concepto de devoción al Santísimo que la Congregación Redentorista promueve en más de 80 países donde tiene presencia misionera. “En varias parroquias del Santísimo Redentor hay capillitas de adoración perpetua; y hace un tiempo que queríamos una aquí en el templo de la Virgen”, indica.

Romero, quien hace casi tres años es párroco en la comunidad, refiere que en ese templo llegan todos los días de diferentes parroquias para rezar; por lo que estima que no pasará mucho tiempo para que sean miles los feligreses que se sumen a la adoración.

Monseñor Edmundo Valenzuela, arzobispo de Asunción, bendecirá la capillita el próximo martes en el marco del cierre de la fiesta patronal.