3 de diciembre
Domingo
Mayormente despejado
19°
30°
Lunes
Mayormente despejado
21°
34°
Martes
Parcialmente nublado
23°
33°
Miércoles
Mayormente nublado
23°
32°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Mundo
martes 30 de agosto de 2016, 16:13

El portavoz del EI muere en combates en Alepo, asegura el grupo yihadista

El Cairo, 30 ago (EFE).- El grupo terrorista Estado Islámico (EI) confirmó hoy la muerte de su portavoz, Abu Mohamed al Adnani, durante una "inspección de las operaciones militares" en la provincia de Alepo, en el norte de Siria, donde los yihadistas se enfrentan a las fuerzas del régimen, kurdas y rebeldes sirios.

En un comunicado emitido a través de las redes sociales, el EI asegura que el "luchador" y "mártir" falleció "después de un largo viaje de sacrificios y defensa frente a la apostasía", siendo Al Adnani uno de los líderes más destacados del grupo con tan solo 39 años.

En la nota, firmada por el "Estado de Alepo" (filial del EI en esa provincia, según la división territorial establecida por la organización en las áreas que controla), los yihadistas amenazan a los "cobardes apóstatas" y a los que "sujetan la cruz" con que les "quitará el sueño".

"Ya ha nacido una generación en el país del islam (...) que quiere a la muerte más que a la vida", añade el texto, difundido a través de las redes sociales para confirmar los noticias de la muerte de Al Adnani que circulaban en foros yihadistas.

Poco antes, la agencia de noticias Amaq, afiliada al EI, informó de que Al Adnani murió cuando supervisaba las operaciones de sus combatientes en Alepo, aunque no ofreció más detalles sobre el lugar exacto del incidente ni las causas de la muerte.

Una fuente militar anónima citada por Amaq dijo que el líder yihadista falleció "durante la inspección de las operaciones para repeler las campañas militares contra Alepo", que está siendo bombardeada por la aviación gubernamental siria y rusa, así como por la turca.

El EI está presente en partes de esa provincia, donde se enfrenta al régimen del presidente sirio, Bachar al Asad, a las milicias árabe-kurdas (frente a las que ha sufrido varios reveses recientemente) y a algunos grupos rebeldes sirios opuestos a los yihadistas.

Por su parte, el director de la agencia de noticias siria opositora "Shahba Press", Mamún al Jatib, dijo a Efe que Al Adnani fue abatido en un ataque de la coalición internacional liderada por Estados Unidos, que interviene en Siria contra los yihadistas.

Según el activista, con base en Alepo y que citó fuentes anónimas, el portavoz fue blanco de un bombardeo contra su vehículo cerca de la localidad de Al Bab, feudo yihadista en el este de la provincia de Alepo.

El pasado mes de enero, el Ejército iraquí indicó que Al Adnani había resultado herido en un bombardeo aéreo en la zona de Baruana, a unos 200 kilómetros al noreste de Bagdad.

Según un comunicado castrense, el dirigente terrorista perdió mucha sangre a causa de las heridas que sufrió y fue trasladado a la localidad de Hit, a unos 60 kilómetros al sur de Baruana, para recibir tratamiento.

Posteriormente, habría sido enviado a un lugar desconocido en la ciudad de Mosul, principal bastión del EI en Irak, en el norte del país, y desde entonces su paradero era desconocido.

Al Adnani, que procede de Siria y cuyo nombre verdadero es Taha Sobhi Falaha, era el portavoz oficial del EI y solía emitir mensajes de audio a través de internet, aunque pocas veces se le había visto en imágenes.

El Departamento de Estado de EE.UU. le puso en agosto de 2014 en su lista de terroristas globales y destinó una recompensa de cinco millones de dólares a las personas que ofrecieran informaciones que pudieran llevar a su detención o a su muerte.

Al Adnani era un viejo conocido de Washington, ya que fue de los primeros yihadistas que lucharon contra las fuerzas estadounidenses que invadieron Irak en marzo de 2003.

En mayo de 2005 fue detenido por las fuerzas internacionales en la provincia de Al Anbar, en el oeste de Irak, pero fue liberado seguidamente porque empleaba una identidad falsa que le ayudó a ocultar su verdadera importancia en las filas de la insurgencia radical.

Tras la proclamación del califato en junio de 2014 por parte del EI en los territorios bajo su control en Siria y en Irak, Al Adnani se convirtió en una figura destacada del grupo y daba órdenes e instrucciones a sus seguidores en todo el mundo.

El pasado mes de mayo, Al Adnani pidió perpetrar más atentados en Occidente, especialmente en Europa y Estados Unidos, con motivo del mes sagrado del Ramadán, en junio.

En un mensaje de audio, Al Adnani aseguró a sus simpatizantes que cualquier ataque, por pequeño que sea, "en casa del enemigo", es mejor que uno grande en los territorios bajo su control e instó a atentar contra objetivos civiles porque éstos no son "inocentes".