24 de septiembre
Viernes
Parcialmente nublado con chubascos
17°
21°
Sábado
Chubascos
17°
25°
Domingo
Parcialmente nublado
21°
31°
Lunes
Parcialmente nublado
19°
31°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Nacional
martes 7 de febrero de 2017, 10:20

Apoderado de la ANR protege a su hermano y trata de sostener denuncia sobre complot

El apoderado del Partido Colorado, Eduardo González, agradeció la lealtad de su hermano para desnudar a senadores "inescrupulosos" y sacar a luz el complot de los opositores y disidentes. Además relató cómo se realizó la denuncia y por qué se acudió a Luis Canillas.

La denuncia sobre el supuesto plan de atentar contra el presidente Horacio Cartes por parte de la oposición y colorados disidentes se enreda cada vez más y ahora solo se aguarda el peritaje del teléfono celular por el cual se accedió a las conversaciones en el grupo de Whatsapp.

Mientras sigue el debate mediático sobre este tema, y más aun con el último dato: que el aparato telefónico de donde se extrajeron los mensajes estaba en poder de la esposa del hermano del apoderado de la Asociación Nacional Republicana (ANR), Eduardo González, quien viene trabajando a favor de la reelección presidencial.

Para los opositores, se resta credibilidad a la denuncia del abogado oficialista Luis Canillas sobre el supuesto complot desde el momento en que se sabe que omitió esa información desde el principio. Los cartistas aseguran que lo hicieron por seguridad de la familia.

Eduardo González salió al paso de las especulaciones tratando de sostener la denuncia y proteger la actuación de su hermano, Franco González.

Relató que todo comenzó en diciembre, cuando se le incluyó equivocadamente a su cuñada en el grupo de los parlamentarios. Si bien dijo que salió porque se sintió asustada, unos días después fue incluida nuevamente.

"Mi hermano me comentó sobre esa situación, pero estaba con muchas cuestiones de mi actividad y en el partido. Cuando me vuelve a hablar me dijo que contactó con un amigo quien le aconsejó acudir con Luis Canillas; me preguntó si era confiable y le respondí que sí", argumentó en una entrevista en radio 800 AM.

Agregó que en ningún momento supo sobre la gravedad del contenido de los mensajes y recién se enteró una vez presentada la denuncia en el Ministerio Público. "Yo pensaba que era solo un grupo de estrategia, algo normal, pero jamás pensé que se estaba hablando de atentar contra el Presidente", sostuvo.

Queriendo salir del foco polémico, el apoderado colorado dijo que lo importante sería preguntarle a la senadora Desirée Masi por qué mintió al decir que las conversaciones no existían.

"El error fue de ella al incluir a una personas que tenía vinculación conmigo. Agradezco a mi hermano la lealtad que tuvo porque de esa forma pudimos desnudar la forma en que operaban algunas personas inescrupulosas en el Senado.

VERIFICABLE. González expresó que todo el contenido del teléfono celular es verificable y que será peritado por la Fiscalía. Resaltó que una vez que se informe sobre el resultado se sabrá quién miente.

"Estamos tranquilos porque sabemos lo que ocurrió y no tenemos necesidad de mentir. Se puso el teléfono a disposición, se hizo una investigación previa, se hizo la denuncia y luego se amplió", indicó.