18 de agosto
Viernes
Parcialmente nublado
19°
29°
Sábado
Poco nublado con tormentas
15°
28°
Domingo
Mayormente despejado
21°
Lunes
Despejado
13°
23°
Avatar
Avatar
Bienvenido,
Cerrar Cerrar
Cerrar
Login/Registración
Búsqueda
Cerrar
Economía
viernes 30 de junio de 2017, 02:00

ANDE: Energía al Brasil podría no concretarse por precios en Paraná

La ANDE tiene intenciones de vender energía de Acaray al estado brasileño de Paraná, a través de la Compañía Paranaense de Energía (Copel) y la próxima semana se estarán reuniendo por segunda vez en Curitiba los equipos negociadores de ambas firmas y de la Itaipú Binacional, informó James Spalding, director paraguayo de la hidroeléctrica.

El funcionario comentó que el precio de la electricidad en el mercado spot del sur de Brasil está muy bajo, producto de la gran cantidad de agua que se tiene, por lo que se deben ir viendo los detalles. Esto podría hacer que las tarifas no sean convenientes para la estatal.

Sin embargo, dijo que es una opción más para la ANDE y ahora sus representantes tienen que hacer los cálculos, dado que Copel ha demostrado el interés de adquirir la energía.

Las conversaciones se habían iniciado luego de que el director brasileño de Itaipú, Luis Fernando Vianna, haya mantenido una reunión con el presidente Horacio Cartes.

OTROS IMPASSES. Walter Causarano, gerente técnico de la empresa, había explicado que se deben subsanar dos impasses antes de poder avanzar más en las negociaciones: los aspectos técnico y legal.

A priori, se plantea que la ANDE venda 100 megavatios (MW) de potencia de la represa, lo que prácticamente se traduce en la mitad, puesto que la potencia instalada de Acaray es de 220 MW.

Paraguay y Brasil tienen sistemas diferentes, dado que la frecuencia de generación de nuestro país es de 50 hertz (Hz) y la brasileña es de 60 Hz. Esto se puede resolver con nuevos equipos conversores y también se tiene que analizar el estado de las turbinas generadoras. El ingeniero recordó que en el pasado la ANDE ya vendió energía a Copel, pero posteriormente las unidades generadoras de Acaray priorizaron la producción en 50 Hz. Las máquinas sufrieron algunas dificultades y se tendrá que ver su puesta a punto para hacer la operación.

En el ámbito legal, las regulaciones brasileñas son más estrictas que las paraguayas, por lo que se tienen que estudiar las reglas de juego. Esto afecta principalmente a Copel, porque el Ministerio de Minas y Energía se encarga de regular el sector, apuntó el técnico.