Política

Utilizan fondos como un resorte para emergencias

 

“La inversión social es absolutamente necesaria porque constituye un resorte redistributivo que no siempre el Poder Ejecutivo tiene para resolver cuestiones de emergencia que tienen que ver con las grandes demandas de la sociedad: salud, educación, la cultura, el apoyo a las organizaciones de la sociedad civil”, había señalado el director de la Entidad Binacional Yacyretá (EBY), Nicanor Duarte Frutos, al defender la utilización de los fondos sociales de las hidroeléctricas que los parlamentarios querían incluir en el Presupuesto General de Gastos de la Nación.

El mismo presidente Mario Abdo Benítez había dado la orden de construir escuelas, hospitales y centros de entretenimientos con dichos fondos que son usados mediante métodos ajenos a Contrataciones Públicas.

Los tratados de las hidroeléctricas no contemplan taxativamente este tipo de inversiones, solo se menciona el plan social para atender a los afectados por las inundaciones que ocasionaron las construcciones de las represas. Durante la gestión presidencial de Duarte Frutos se empezaron a destinar dichos recursos a proyectos sociales, que entonces fue muy cuestionado por los opositores en el Poder Legislativo, tal como ocurre actualmente.

Los sectores de la oposición habían planteado meses atrás que dichos fondos sean usados para subsidiar la tarifa eléctrica, pero ya entonces fue rechazado por el Gobierno.

El mismo Duarte Frutos había tildado de “oportunista y demagógico” el planteamiento que entonces encabezó el titular del PLRA, Efraín Alegre, y senadores del Frente Guasu.

Actualmente, gran parte de las actividades oficiales donde asiste el presidente Abdo Benítez es para inaugurar mejoras en hospitales, escuelas y entrega de becas costeadas con los fondos sociales tanto de Itaipú como de Yacyretá.

Dejá tu comentario