Interior

Un fuerte temporal golpea a San Miguel Misiones y Pilar

 

Pobladores de la ciudad de San Miguel, Misiones, conocida como la Capital de la Lana, pasaron un gran susto en la tarde de ayer cuando un fuerte temporal azotó la zona dejando a su paso varias casas destechadas, gran parte de la cartelería publicitaria de la ciudad destruida, entre ellos el cartel de bienvenida a la comunidad, árboles caídos principalmente en las dos plazas de la ciudad y destrozos de varias columnas y cables dejando sin suministro eléctrico a la zona. No se han reportados heridos en la zona.

“Pasada las 14.00 un fenómeno de lluvia con vientos fuertes, ocasionó cuantiosos daños materiales en nuestra ciudad, gran parte del tendido eléctrico están destrozados, las dos plazas principales fueron las más afectadas con la caída de árboles, varias viviendas fueron destechadas. Agentes de la Policía Nacional y concejales municipales están recorriendo la zona para cuantificar los daños, el temporal duro 20 minutos” dijo Ever Zorrilla jefe de servicios municipales de San Miguel Misiones. El intendente Julio César Ramírez mencionó que pedirán apoyo a la Secretaría de Emergencia Nacional.

El temporal también afectó la zona de San Juan Bautista, informaron las autoridades locales.

EN PILAR. Intensas precipitaciones y fuertes descargas eléctricas se registraron en horas de la tarde de ayer en Pilar. La lluvia anegó viviendas y dificultó el tránsito en varios sectores de la ciudad.

El acumulado del agua caída, según la estación meteorológica de esta ciudad, dice de casi 75 milímetros en el corto tiempo. En tanto la actividad eléctrica generó el corte de la energía por varios minutos.

El temporal ingresó al territorio departamental desde el sur, combinando precipitaciones con descargas eléctricas y vientos de intensidad. La acumulación de agua en los sectores fue notoria. Cuando se dan eventos de esta magnitud, los problemas generados ameritan que obras de magnitud como la defensa costera se a corto tiempo una realidad para los habitantes de la capital del duodécimo departamento.

La obra que será licitada por el MOPC el 20 de diciembre incluye, además de la defensa contra la crecida de los ríos, un nuevo alcantarillado sanitario y desagüe pluvial. La fuerte lluvia se dio después de varios meses de poca precipitación, que provoca aun una gran bajante del río Paraguay y el arroyo Ñeembucú.

Dejá tu comentario