País

Transportistas  regalan inmisericorde regulada a los trabajadores en su día

Frecuencia fue más baja que nunca el domingo, jornada en que de por sí hay escasez  de buses. Pasajeros manifestaron esperar más de dos horas. VMT se llama al silencio como de costumbre.

El hasta casi nulo servicio de transporte público en Asunción y área metropolitana marcó la jornada del domingo 1 de Mayo, Día del Trabajador. Para los usuarios que de igual manera debían ir a sus puestos laborales, o necesitaban trasladarse hasta una considerable distancia, la espera fue un martirio.

Uno de los puntos donde se observaron esta larga demora fue en zonas de Acceso Sur y Eusebio Ayala. Los pasajeros que aguardaban impacientes señalaron que esperaron más de dos horas para que aparezca un bus.

A lo largo de las principales avenidas y en la zona céntrica de Asunción, el ambiente también fue desolador. Los rostros de impaciencia y frustración de ciudadanos se observaban en cada parada donde, a medida que avanzaba el día, aumentaba la aglomeración.

La espera fue aún más tediosa para padres con hijos pequeños que aprovecharon el día libre para realizar paseos, pero el estrés también se coló en la salida a causa de la larga espera en medio de la desértica vía pública del domingo y con un clima inestable.

“En las propias aplicaciones (Más y Jaha) se ve que no se mueven los colectivos. Está bien que festejen su día, pero que no se olviden de su compromiso”, lamentó María Galeano, quien aguardaba por un bus que la lleve hasta el microcentro de Asunción.

Otro usuario manifestó: “Mañana recién (por hoy) es feriado y ya hicieron puente. Los fines de semana se suele esperar mucho, pero esta vez ya es demasiado”, dijo Eriko Gómez.

REGULADA. Si bien el servicio de transporte público nunca fue eficiente, la escasez se intensificó con la pandemia del Covid-19, periodo en el que muchas de las empresas quebraron y fueron canceladas para operar por incumplimientos, como la baja frecuencia y el pésimo estado de las unidades de transporte que ponía en riesgo la vida de los pasajeros. Hasta ahora no volvió a regularizarse la prestación frente al volumen de demanda que existe y se refleja con las quejas frecuentes de usuarios, principalmente a través de las redes sociales.

La indignación ciudadana se acrecienta aún más cada vez que los empresarios transportistas salen a declarar que no existe regulada, pero en las calles la multitud que espera por un largo tiempo demuestra otra realidad. ÚH buscó la versión del Viceministerio de Transporte (VMT), Víctor Sánchez, pero una vez más se llamó al silencio e ignoró las llamadas a su celular.

Dejá tu comentario